Mientras los fanáticos y las salas de cine se preparan para el acontecimiento del año, cuando dentro de siete días llegue a las pantallas Star Wars: El despertar de la fuerza, este jueves varias cintas independientes verán la luz.

Entre ellas, la interesante Él me nombró Malala, un documental que presenta la lucha de Malala Yousafzai, quien siendo una niña en Pakistán, recibió un disparo en la cabeza por denunciar públicamente las atrocidades a las que estaba siendo sometido su pueblo por parte de los Talibanes. Ahora, convertida en un símbolo gracias a ser la ganadora más joven del Premio Nobel de la Paz.

Un filme respetuoso, didáctico y casi edulcorado de una gran mujer. El conocido realizador de documentales Davis Guggenheim, responsable de Una verdad incómoda y Esperando a Superman, baja del pedestal a Malala para retratar la relación con su padre y su sencillez pero contundencia a la hora de dar su mensaje al mundo. Una heroína de la vida real cuya militancia puede resultar una fuente de inspiración para aquellos que soñamos un mundo mejor.

Las dos películas de horror que llegan a los cines nacionales son Juegos Demoníacos, una producción gore de República Checa y Los hijos del diablo, que nos presenta a Adam, un conservacionista que por cuestiones de trabajo tiene que mudarse junto a su familia a una inquietante zona boscosa del Reino Unido. Allí, junto a su esposa y un bebé, deberán lidiar con unas terroríficas criaturas que habitan en la oscuridad.

En su debut, el irlandés Corin Hardy, logra una terrorífica y efectiva película que se nutre del universo de las leyendas Celtas. Un arranque atrapante, un desarrollo bien contado y un clímax un tanto convencional y demasiado explícito, conforman la estructura de esta cinta de bajo presupuesto, climática, asfixiantes por momentos y plagada de buenas intencionales.

También se estrena Frente al mar, un drama romántico dirigido y protagonizado por Angelina Jolie, quien comparte pantalla con su marido Brad Pitt y el documental sobre Juan Carlos Copes y María Nieves titulado Un tango más.