A tres días del ballotage que consagró a Mauricio Macri como nuevo presidente, el programa 678 de la TV Pública volvió al aire. El lunes y martes el ciclo político no había sido emitido porque el canal estatal había priorizado la transmisión de los partidos de la Liguilla Pre-Sudamericana.

El programa abrió con un video de Néstor Kirchner hablando en Parque Lezama el 4 de julio de 2009, pocos días después de perder las elecciones legislativas del 28 de junio de ese año. Las imágenes del ex presidente formaron parte de uno de los informes que 678 presentó sobre la segunda vuelta que Macri le ganó a Daniel Scioli.

Tras la apertura, el conductor Carlos Barragán presentó al invitado del día, el polítologo Hernán Brienza, ex candidato al Parlasur. "El resultado uno no lo comparte, pero lo acata. El pueblo nunca se equivoca, aún cuando se equivoca. Hay que respetar la voluntad de la mayoría", sostuvo Brienza.

Por su parte, Edgardo Mocca hizo hincapié en el futuro y llamó a trabajar para que el kirchnerismo recupere el poder. "El objetivo central ahora es estar unidos, porque tenemos que ganar en 2017 y volver al gobierno en el 2019".


Luego llegó el turno de Sandra Russo, quien reconoció estar "bastante triste" por la derrota del domingo. "Esperaba otro resultado, pero fue tan parejo...en las elecciones se puso de manifiesto la grieta, no tiene sentido negarlo". El concepto de "dos países" pronunciado por Russo fue reiterado a lo largo del programa por la mayoría de los periodistas.

Cynthía García ahondó en el concepto del quiebre de la sociedad y remarcó que la decisión de Ernesto Sanz de no aceptar cargos en el nuevo gobierno es una primera "ruptura" que anticipa lo que puede ocurrir en el futuro con el frente opositor que derrotó al kirchnerismo.

Cuando llegó el turno de Barragán, el conductor del programa dijo unas palabras que sonaron a despedida. "Quiero agradecer, en estos días intensos, que cada uno de nosotros salimos a cuidar los logros para conformar esta fuerza rara de ciudadanos, de pueblo. Cansados, vimos tanta tenacidad, tanto amor, tanta entrega. Estuvimos juntos y vamos a seguir estando juntos, no importa la tele, es una cosa que pasa. Los medios son cosas que están ahí, a veces se pueden cambiar, hay empresas que son muy poderosas, están en todo el mundo. La gente está siempre, los pueblos no tienen sponsor y nosotros somos parte del pueblo", cerró antes de mandar al aire el primer informe.