Designaciones de fin de mandato

La designación de funcionarios al final del mandato y la gobernabilidad

Desde la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresas (ACDE) vemos con preocupación las recientes designaciones de funcionarios públicos por parte del actual Gobierno al final de su mandato y cómo puede afectar la gobernabilidad que la sociedad requiere.

El Presidente que surgirá de las elecciones del próximo fin de semana deberá afrontar complejos problemas y requerirá ejercer sus facultades dentro de la ley, sometido al control de los restantes poderes de la Constitución, pero con la lógica autonomía que le otorga el régimen legal para contar con colaboradores de su confianza en cargos administrativos de responsabilidad.

Por lo tanto, desde ACDE nos preocupa la conducta del Poder Ejecutivo, que, finalizando su mandato, continúa designando nuevos funcionarios, ya sea para cubrir cargos vacantes, para crear oficinas innecesarias o para llenar vacantes en órganos de control, aprovechando la actual composición del Congreso, que variará sustancialmente el 3 de diciembre, cuando asuman los legisladores elegidos en el reciente acto electoral.

La prudencia y la mesura deberían primar sobre el deseo de limitar el accionar del próximo Gobierno que asumirá el 10 de diciembre, fuese quien fuese el que triunfe en las urnas.

Por eso desde ACDE se invita una vez más a las actuales autoridades a reflexionar sobre la actitud asumida de promover innecesariamente funcionarios públicos cuando faltan apenas veinte días para que asuma el nuevo Gobierno.


El autor es presidente de la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresas