162
162

La serie de allanamientos realizados entre el último jueves y el sábado a la mañana en torno a un cargamento de arroz en el puerto de Rosario revelaron lo que sería uno de los más significativos botines narco de los últimos tiempos.

En un barco con destino al país africano de Guinea-Bisáu, se encontraron veinte kilos de droga impregnadas en 1.027 bolsas de grano, revelaron altas fuentes judiciales a Infobae. La metodología, para el narcotráfico en en el país, es toda una novedad.

Europa sería el destino final, con Portugal y España como países sospechados: desde Rosario, el barco haría un paso por Buenos Aires para luego seguir rumbo a África.

La causa está a cargo del juez federal Sergio Torres en los tribunales de Comodoro Py, con allanamientos hechos por Gendarmería, Aduana y divisiones especiales de la Policía Federal. En procedimientos ordenados por el magistrado se secuestraron cerca de 5 millones de pesos y otra cantidad sin determinar en moneda extranjera. Hay detenidos por el cargamento: nueve colombianos y cuatro argentinos, con varios prófugos buscados.

Hay también un ala económica en la investigación: entre los detenidos de nacionalidad argentina figura un abogado, sospechado de ser el encargado de las finanzas de la banda. El material contable de los presuntos narcos ya está en manos de organismos como la UIF y PROCELAC para ser analizado.

Se sospechan, por otra parte, vínculos temibles: fuentes cercanas al expediente hablan de posibles lazos con casos recientes como el de una organización enviada a juicio oral por el fiscal Federico Delgado que intentó enviar 60 kilos de cocaína a Europa disimulada en un cargamento de biodiésel con el cartel de Los Urabeños, con su notorio presunto líder, Henry de Jesús Londoño, alias "Mi Sangre".