NA 162
NA 162
 NA 162
NA 162
 NA 162
NA 162
 Telam 162
Telam 162
 Telam 162
Telam 162

Los operativos de limpieza y el regreso de los damnificados a sus hogares continuaron en territorio bonaerense, luego de 10 días de un incesante temporal que provocó inundaciones en gran parte de la provincia, mientras continúa la asistencia a las víctimas por parte de los municipios y el gobierno provincial.

"El agua sigue bajando en la cuenca del río Arrecifes así como en la del Areco, el Luján y el Matanza", informó el director de Defensa Civil de la provincia de Buenos Aires, Luciano Timerman. Estimó que el proceso será gradual y que "los que viven más cerca de ríos y arroyos van a ser la que más tarden en volver" a sus viviendas.

La "vuelta a casa" comenzó el viernes en algunos distritos como Navarro, Pergamino y Lobos, donde según las autoridades comunales ya no quedan evacuados. En otras localidades en los que el temporal cayó con más fuerza, como San Antonio de Areco, recién este sábado comenzó el retorno desde los centros de evacuación a los hogares.

Más delicada es la situación en La Matanza, donde hubo 1.200 evacuados, el operativo de retorno comenzará en los próximos días, ya que persiste la humedad en el ambiente, lo que no permite ventilar y secar las viviendas, según informó el propio municipio.

En Pilar también la vuelta a casa será lenta. El viernes por la noche durmieron 472 personas en los centros de evacuados y la directora de Acción Social del municipio, Alejandra Pagani declaró a Télam que la mitad de ellos recién podrán volver a sus casas entre domingo y lunes, ya que todavía hay algunas zonas inundadas en los barrios La Lomita y Agustoni.

En Salto hay 680 vecinos que siguen evacuados, aunque ya se empezó a limpiar las viviendas afectadas, en un operativo conjunto encabezado por Defensa Civil, junto a docentes, bomberos y voluntarios.

Los bomberos voluntarios de Luján, una localidad particularmente castigada, iniciaron desde temprano una intensa tarea de limpieza de las calles, mientras decenas de familias que estaban evacuadas en albergues oficiales o refugiadas en casas de amigos o parientes regresaban a sus viviendas.

El Servicio Meteorológico Nacional reportó que cesaron las lluvias, pero advirtió que se esperaban fenómenos de "neblina y bancos de niebla" para la provincia de Buenos Aires, entre otros distritos, lo que ocasionaría una "importante reducción en la visibilidad". Se prevé que las condiciones climáticas se mantengan hasta la noche del lunes.

Tanto en la Ciudad de Buenos Aires como en sus alrededores y en buena parte de la Provincia, se prevé para este fin de semana cielo parcial a algo nublado, con una rotación del viento hacia el sector norte. La temperatura máxima rondará los 17 grados.

El gobernador bonaerense y candidato presidencial oficialista, Daniel Scioli, destacó que los damnificados estaban "regresando a sus casas" y que "el tiempo ha mejorado y el agua bajó". Apuntó que uno de los objetivos de su administración es "garantizar la calidad del agua y el despliegue sanitario de limpieza", entre otras acciones.

Scioli adelantó que "la semana próxima" recibirá a la Mesa de Enlace bonaerense para analizar la situación generada por las inundaciones en los campos del distrito.

En cuanto a las protestas que una agrupación llevó a su domicilio particular de Villa La Ñata, Tigre, dijo que en esa localidad es "mínima" la cantidad de afectados, aunque completó: "Estamos atendiéndolos como en todos los lugares".

El Ministerio de Salud de la provincia informó que los seis hospitales móviles de los que dispone mantienen la atención médica y tienen garantizado el stock de medicamentos tanto para niños como adultos.

Lo que nunca se detuvo son la colecta de donaciones, con epicentro en la campaña impulsada por la Red Solidaria. Según se informó, ya se reunieron más de 9 mil litros de agua, 460 colchones, un mes de pañales para 90 bebés y elementos de limpieza para 630 familias, entre otras cosas.