Télam 162
Télam 162
 Télam 162
Télam 162
 Télam 162
Télam 162

En una semana invadida por las repercusiones de su vinculación en el triple crimen de General Rodríguez, Aníbal Fernández cerró su campaña como precandidato a gobernador de la provincia de Buenos Aires por el Frente para la Victoria.


Acompañado en el Gran Rex por su compañero de fórmula, Martín Sabbatella, criticó a los medios de comunicación: "Nos pegan en los tobillos, nos van a tener que matar, pero nos vamos a seguir levantar y vamos a dar pelea todos los días. No nos van a hacer agachar la cabeza, por más que nos peguen en las rodillas".


En un discurso que abundó en elogios a los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner, el jefe de Gabinete también destacó su respaldo a la fórmula oficialista para la presidencia: "Estamos incondicionalmente al lado de Daniel Scioli y de Carlos Zannini".


Y enfatizó: "No nos quedaremos un segundo quieto hasta que esa provincia sea la locomotora de verdad del país que lo reclama".


Ante intendentes, dirigentes sindicales y funcionarios nacionales, el ministro coordinador finalizó su acto de cierre de campaña emulando a Néstor Kirchner: "Vengo a proponerles también un sueño. La lucha política creyendo en los valores y convicciones, a invitarlos a militar sin parar".


En la apertura del acto, Sabbatella cargó contra "la derecha" al apuntar que representa un sector que "tiene la bronca de ser los que pierden los privilegios" y la acusó de militar "para que el país le vaya mal" porque "quieren una democracia para pocos".


El titular de la AFSCA también hizo mención a la denuncia contra Fernández y advirtió: "No hay ninguna operación mafiosa que nos vaya a bajar los brazos".


Por el gobierno estuvieron el secretario general de la Presidencia, Eduardo "Wado" de Pedro, y los ministros de Defensa, Agustín Rossi, de Economía, Axel Kicillof, y de Justicia, Julio Alak. También concurrieron los titulares de Agricultura, Carlos Casamiquela, de Seguridad, María Cecilia Rodríguez, de Salud, Daniel Gollan, de Educación, Alberto Sileoni, de Cultura, Teresa Parodi, y de Turismo, Enrique Meyer.


A ellos se agregaron el titular de la Agencia Federal de Inteligencia, Oscar Parrilli, y el presidente de Aerolíneas Argentinas, Mariano Recalde.


El sciolismo estuvo representado por el secretario General de la Gobernación, Martín Ferré, y el diputado Guido Lorenzino. Entre los intendentes participaron Pablo Bruera (La Plata), Lucas Ghi (Morón), Darío Díaz Pérez (Lanús), Mario Secco (Ensenada,) José Eseverri (Olavarría), Mariano West (Moreno) y Julio Pereyra (Florencio Varela), entre otros.


Mientras que por la dirigencia sindical se mencionó a Hugo Yasky (CTA oficialista), Carlos Quintana y Andrés Rodríguez (ambos de UPCN), Gerardo Martínez (UOCRA) y Omar Plaini (Canillitas). La lista de invitados se completó con un grupo de Madres de Plaza de Mayo, que estuvo encabezado por su titular Hebe de Bonafini.