DyN 162
DyN 162

Junto con el secretario de Comercio, Augusto Costa, y el ministro de Agricultura, Carlos Casamiquela, Axel Kicillof anunció en el micro cine de Economía 12 medidas para el sector rural, luego de mantener una extensa reunión con dirigentes de la Federación Agraria Argentina.

Entre algunas de las medidas que profundizan el afán regulador de la vida empresaria, el ministro indicó que "se extiende el programa de estímulo a los productores de granos, que complementa el programa que se dispuso en marzo para productores de hasta 700 toneladas al año, porque son los sectores más afectados por la coyuntura internacional de precios, para la soja, trigo, maíz y girasol".

Ahora se amplía el cupo de producción de trigo y girasol a 1.600 toneladas, abarca a una población muy extensa; y para el caso del maíz pasa de 1.400 a 1.600 toneladas por año. Para los sojeros se amplía el alcance hasta 1.000 toneladas. En todos los casos para producción monocultivo. Mientras que a los que producen dos granos en el año, el estímulo se extiende de 700 a 1.000 toneladas al año".

El ministro estimó que la devolución que recibirán los pequeños productores superará el equivalente a las retenciones a las exportaciones.

Para el caso del pequeño exportador de maíz, se dispuso "elevar el cupo en secuencia a partir del momento en que se agote el permiso inicial, como se hizo con el trigo, que se amplió en un millón de toneladas. Ahora para el grano grueso se extendió el límite inicial en 4 millones de toneladas, con preferencia para los productores del norte del país con destino a Bolivia".

También se acordó con la FAA y el Ministerio de Agricultura extender el reintegro de 30 centavos por litro de leche a los productores de hasta 2.900 litros por día que vence este mes, por un trimestre más. "El Estado Nacional aportará en total 575 millones de pesos y amplió el alcance de 4.000 a 9.200 pequeños productores", indicaron fuentes cercanas a Carlos Casamiquela.

Otra novedad que dijo Axel Kicillof fue que "se detectaron problemas en el sur de las provincias de Buenos Aires y La Pampa con la cosecha de trigo de baja calidad, que no se destina a panificación, y que están recibiendo un precio muy reducido por la demanda local. Por eso se harán permisos de exportación por hasta 500 mil toneladas, luego de un registro de productores de esas zonas que hará la Secretaría de Comercio".

Hasta marzo las medidas de estimulo a pequeños productores de cereales y oleaginosas beneficiaba a 49.000 colonos, pero ahora se amplió a 6.687 chacareros.