AFP 163
AFP 163
Jerry Collins

, una de las máximas estrellas de los

murió hoy junto a su esposa

Alana Madill

en un accidente de tránsito en el sur de

. En el vehículo también iba su pequeña bebé de tres meses,

Ayla

, quien pelea por su vida.

El trágico accidente representa un duro golpe para el mundo del rugby internacional. El vehículo en el que viajaba Collins junto a su familia fue impactado por un autobús en una ruta de Herault, según consignó el diario francés Midi Libre.

Los primeros informes señalan que Collins detuvo su automóvil a causa de desperfectos técnicos, momento en el cual fue embestido por el transporte de pasajeros a las 4:30 AM hora local. El vehículo del rugbier profesional fue despedido diez metros, según los reportes hechos desde el lugar de la tragedia.

 AP 163
AP 163

Fue el conductor de autobús quien rescató de entre los hierros del automóvil a la pequeña Ayla hasta que llegaron los servicios de emergencia franceses. "Ambos, Jerry y su pareja han muerto. Su bebé de tres meses está muy grave. Es una noticia devastadora para su familia y todo el mundo", manifestó Tim Castle, el representante del jugador de los All Blacks, a un diario de Nueva Zelanda.

En tanto, la selección neozelandeza en su cuenta oficial también rindió tributo a su integrante. "El rugby de Nueva Zelanda expresa esta noche su conmoción y tristeza por la muerte de su antiguo All Black Jerry Collins".

La selección de Australia también emitió un comunicado: "Nuestros pensamientos acompañan a la familia y amigos del jugador de los All Blacks, Jerry Collins, y de su esposa Alana".

Los colegas sudafricanos, en tanto, escribieron: "¡Estabas cercano a nuestros corazones también! RIP Jerry Collins y condolencias a todas las familias #guerrero".

Uno de los miembros de la mejor selección de rugby del mundo rindieron su homenaje y manifestaron su dolor y tristeza en las redes sociales. Uno de ellos es Piri Weepu, quien dijo: "Peleando para creer que esto sucedió... ¡no quiero creerlo!". En otro post en su cuenta de Twitter, contó: "Tuve el privilegio y el honor de sangrar con él cada fin de semana en el campo de juego. Las palabras no pueden expresar lo triste que estoy, hermano. ¡RIP gran hermano JC!".