163
163

El tráfico de cocaína a Europa proviene "casi exclusivamente" de Bolivia, Colombia y Perú, según un informe del Observatorio Europeo sobre Drogas y Toxicomanías (OEDT) publicado este jueves. El tránsito se produce principalmente a través de España, Bélgica, Holanda, Francia e Italia, que totalizaron el 86% de las 62,6 toneladas incautadas en 2013.

España sigue siendo el país en que más cocaína se incauta (26,7 toneladas), pero existen signos de una diversificación de las rutas de tráfico hacia lugares como el Mediterráneo Oriental, el mar Báltico o el mar Negro, según el estudio.

El cannabis es la droga ilegal más consumida en Europa, donde 14,5 millones de jóvenes (el 11,7% del total) lo probaron en el último año.

También detectaron un aumento significativo de la potencia y la pureza de las drogas comercializadas en el continente, un fenómeno que "preocupa" y que puede tener relación con la mayor competitividad del mercado. Según el informe, supone una tendencia generalizada que es perceptible tanto en la heroína como en el cannabis, el éxtasis y la cocaína.

En declaraciones a la agencia de noticias EFE, el jefe de la Unidad de Prevalencia, Administración de Datos y Coordinación de Contenidos del OEDT, el español Julián Vicente, marcó la mayor competitividad entre los productores como factor para tener en cuenta.

"La mayor parte de la heroína que llega a Europa procede de Afganistán y se ha detectado un aumento de la producción en los últimos dos años que ha llevado a los productores europeos a incrementar su pureza para competir", argumentó.

Vicente, médico de formación que trabaja en el observatorio desde su puesta en marcha en 1995, recordó que la heroína compite igualmente con la metadona (introducida como sustitutivo para quien es adicto a este opiáceo), lo que lleva a colocar mercancía de más calidad para intentar mantener sus ventas.

En cuanto al cannabis, las innovaciones técnicas se han registrado a nivel europeo con la marihuana, cultivada sobre todo en invernaderos en condiciones especiales y con "semillas seleccionadas" para que el THC (la sustancia responsable de la mayoría de efectos de la marihuana) sea superior.

El éxtasis detectado en los últimos años en Europa también es de mayor toxicidad, de acuerdo con el estudio del organismo comunitario, después de varios años de baja producción y calidad debido a la prohibición de un precursor químico clave en su fabricación.

"Últimamente los productores han logrado fabricar ellos mismos este precursor y logran más potencia, aunque a veces lo distribuyen como polvo o cristales, en vez de en forma de pastillas", explicó Julián Vicente.

El fenómeno es extensivo a la cocaína que llega al Viejo Continente, mayoritariamente desde América Latina, cuya pureza depende de los aditivos y la forma en que es tratada.