Gentileza Cedoc
Gentileza Cedoc

El juez Luis Rodríguez resolvió este martes sobreseer a Carlos Liuzzi, segundo de la Secretaría Legal y Técnica que comanda Carlos Zannini, uno de los hombres más influyentes en el círculo de la Presidente. El funcionario era investigado por el delito de encubrimiento, sospechado de haber solicitado que se suspenda un allanamiento en la financiera Asociación Mutual Propyme.

El hecho ocurrió en diciembre de 2013 pero se conoció en marzo de 2014. Según informó entonces Infobae, Liuzzi se comunicó con Norberto Oyarbide, el juez que llevaba el caso, en momentos en que un grupo de policías realizaba el procedimiento a pedido suyo. Cuando tuvo que explicar su accionar ante el Consejo de la Magistratura, el juez indicó que éste le había hecho saber que los efectivos habrían pedido un soborno al personal de la financiera, perteneciente al empresario Guillermo Greppi.

Además de sobreseer a Liuzzi, Rodríguez tomó idéntica decisión sobre su par Oyarbide, a quien se acusaba de los delitos de prevaricato y omisión y persecución de delincuentes. "El hecho no encuadra en una figura legal", consideró el juez, en un escrito al que accedió el sitio ARGnoticias.com.

Durante la investigación no se tomó declaración indagatoria a ninguno de los implicados. Sí se requirió información sobre sus teléfonos, y el de los custodios del juez. Y se escuchó la versión de los policías que llevaron adelante el procedimiento inconcluso.

Cuando el caso salió a la luz, dirigentes de la oposición cargaron una vez más contra el Ejecutivo por una supuesta intención de entrometerse en la labor judicial, a la vez que denunciaron el vínculo del Gobierno con Oyarbide.

El fiscal Ramiro González, que imputó al funcionario y al juez, podría apelar la resolución de Rodríguez.