AP 163
AP 163

Dos cascos azules de Naciones Unidas resultaron heridos en los Altos del Golán por disparos de mortero procedentes de Siria contra su base, situada en el sector israelí de esta meseta, dijo un vocero del ejército israelí.

"Los disparos de mortero alcanzaron el Golán en Ein Zivan y en la base de la Undof en Zivanit", dijo en Twitter el teniente coronel Peter Lerner, en referencia a las siglas en inglés de la Fuerza de las Naciones Unidas de Observación de la Separación.

El militar informó que los militares fueron trasladados a hospitales israelíes para su atención médica. Lernes no dio detalles sobre el estado de los militares heridos ni su nacionalidad.

Se cree que el fuego de mortero eran proyectiles perdidos de los combates en la guerra civil siria, indicó el Ejército.

Desde que estalló el conflicto sirio, la situación en Altos del Golán ha sido tensa, con un número creciente de cohetes y proyectiles que golpean el lado israelí. Ha habido incluso respuestas armadas ocasionales por parte de Israel.

En enero, un caco azul español murió en la frontera entre Israel y el Líbano durante un intercambio de disparos entre soldados israelíes y militantes de Hezbollah.

Rami Abdel Rahman, jefe del Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, dijo que los últimos combates han tenido lugar entre grupos rebeldes en una zona cercana a la línea de alto el fuego.

"Todavía hay luchas internas entre los grupos rebeldes en Qahtaniya cerca de la línea de alto el fuego con los Altos del Golán ocupados por Israel. Están intercambiando fuego de artillería", dijo.

Israel se quedó con los Altos del Golán a Siria en la guerra de Oriente Medio en 1967. Las tropas de paz de la ONU patrullan la zona desde hace más de cuatro décadas.