AFP 163
AFP 163

Una cacería humana está en marcha tras la huida del principal sospechoso del atentado perpetrado este sábado en el café Krudttoennen, en la capital danesa.

Una persona "no identificada" murió y tres policías resultaron heridos en el sitio donde se debatía sobre islamismo y libertad de expresión y donde también estaba presente el embajador de Francia.

El caricaturista Lars Vilks, que está amenazado de muerte desde 2007 por dibujar a Mahoma como un perro, había organizado el evento titulado "Arte, blasfemia y libertad de expresión". La líder del grupo feminista Femen, Inna Shevchenko, había tomado la palabra cuando fue interrumpida por una ráfaga de disparos.

La activista francesa Inna Shevchenko daba un discurso cuando comenzaron los disparos

"Nos dispararon desde el exterior. Tenían la misma intención que en el ataque a Charlie Hebdo, pero no pudieron entrar", declaró a la AFP el embajador Francois Zimeray, contactado cuando se encontraba todavía en el interior, refiriéndose al atentado del mes pasado en París contra el semanario satírico francés. "Intuitivamente diría que hubo al menos 50 disparos, y los policías aquí nos dicen 200. Las balas pasaron a través de las puertas y todo el mundo se lanzó a tierra", agregó.

En su cuenta de Twitter, la militante de Femen informó que había "varias decenas de personas en la sala". Además, hizo una reconstrucción de los hechos: "Estaba diciendo que a menudo es una ilusión que hay libertad de expresión en Europa. Entonces, oímos disparos. Me escapé con algunas personas a través de la puerta de atrás, no vi nada. Oí unos 20 disparos en la entrada del edificio".


 163
163

La Policía no ha podido confirmar aún si el objetivo era el artista sueco Lars Vilks o el embajador francés en Dinamarca. Ambos resultaron ilesos.

Los servicios de inteligencia daneses (PET) señalaron que "todo indica que el ataque fue planeado y las circunstancias en torno al tiroteo apuntan a que se trata de un atentado terrorista".