Twitter 163
Twitter 163

La jornada había comenzado en calma en los distintos puntos donde los manifestantes se concentraron para marchar. Fuertemente conmovidos por los trágicos hechos que sucedieron hace exactamente un año, miles de estudiantes volvieron a las calles para reclamar por sus derechos y exigir justicia.

Los incidentes más importantes, hasta el momento, se produjeron en el centro de San Cristóbal, cuando un grupo importante de personas intentó avanzar sobre las fuerzas de la Policía Nacional Bolivariana para continuar con su recorrido.

Sin embargo, y lejos de dejarlos pasar, los agentes se quedaron apostados en sus lugares y empezaron a reprimir con balas de goma y gases lacrimógenos.

En Caracas, la policía está impidiendo el acceso a la iglesia San Pedro.

La convocatoria

Un sector de la oposición liderado por la dirigente María Corina Machado y el alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, convocaron a marchar "por sus héroes" y "en honor a quienes no están hoy", en diferentes ciudades del país, incluyendo la capital venezolana.

Además, la Federación de Centros de Estudiantes de la Universidad Central de Venezuela (FCU-UCV) informó que lanzará el documento "Declaración de febrero. Los 12 lineamientos para la lucha en 2015". "Venezuela necesita más que nunca jóvenes comprometidos y ¡aquí estamos dispuestos a luchar!", dijo su presidente, Hasler Iglesias, en su cuenta de Twitter.

 Twitter 163
Twitter 163

El 12 de febrero de 2014, los estudiantes y la oposición convocaron a una marcha contra el Gobierno a cuya conclusión un grupo se dirigió a la sede de la Fiscalía, donde se generaron incidentes violentos que acabaron con la muerte de tres personas y daños en el edificio que alberga al Ministerio Público.

Ese día marcó el inicio de una ola de protestas antigubernamentales entre febrero y abril que dejó 43 muertos y cientos de heridos y detenidos. Gobierno y oposición se han acusado mutuamente de la responsabilidad respecto a las víctimas mortales, entre las que 33 eran civiles y 10 pertenecían a distintos cuerpos policiales y a las Fuerzas Armadas.

En cuanto a los 878 heridos, 600 fueron civiles y 278 pertenecían a cuerpos de seguridad. De las 41 personas que aún se encuentran privadas de libertad por su presunta responsabilidad en esos hechos, 27 son civiles y 14 son funcionarios policiales y de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), según un informe de la Fiscalía.

La oposición ha denunciado y divulgado filmaciones en las que se ve la violencia policial ejercida contra los manifestantes. El Gobierno, por su parte, acusa de las muertes a las guarimbas, esto es, barricadas en las manifestaciones.