Reuters
Reuters

Luego de que el juez federal Claudio Bonadío elevara a juicio oral al vicepresidente Amado Boudou, acusado por la falsificación en 2003 de los papeles de transferencia de un auto cupé Honda que compartía con una ex pareja, toda la oposición volvió a avanzar con el pedido de juicio político y a insistir con que se tome licencia.

Desde el Pro anticiparon que insistirán con su pedido para que se convoque a la comisión de Juicio Político de la Cámara baja. El diputado Pablo Tonelli anticipó que el lunes presentará una ampliación de su solicitud para que se trate el caso del segundo de la Casa Rosada.

"Se acaban los adjetivos para describir la actitud de Boudou y su caradurez de permanecer en la vicepresidencia en la situación judicial actual en que está. El oficialismo tendrá que comprender que corresponde hacerle el juicio político a Boudou y que es lo que le conviene también a ellos para sacarse de encima a semejante mamarracho", sostuvo el legislador macrista.

Por su parte, el jefe de la bancada radical, Mario Negri, consideró que el vicepresidente "debe ser suspendido" y que la decisión de Bonadío "ratifica el profundo daño que (Boudou) produce tanto contra la responsabilidad que tiene el cargo como con la representación afuera del país".

Su compañero en el bloque en UNEN, el socialista Roy Cortina, coincidió: "Hace tiempo que tendría que haber tomado una licencia". Además, pintó un panorama sombroa para la situación del país en materia de transparencia. "La corrupción es sistémica y cualquier alfombra que se levanta está infectada por enriquecimiento ilícito. Empezando por la Presidenta que ingresó con un patrimonio de dos millones de pesos y se va con un patrimonio que va a superar los cien millones", analizó en declaraciones a radio Mitre.

El Frente Renovador también sumó críticas. "Boudou debió demostrar que está dispuesto a dar un paso al costado y a sacarse el sobretodo de protección de un cargo público para someterse a la Justicia con transparencia", señaló el diputado Darío Giustozzi. Y apuntó contra el Gobierno: "En lugar de facilitar el trabajo de la Justicia, que es lo que hay que hacer, mira para otro lado, protege, mete presión y esto es lo que hay que dejar en el pasado".

Sin embargo, el oficialismo nacional ratificó su apoyó al ex ministro de Economía. Ayer, el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, y algunos funcionarios de peso volvieron a subrayar que Boudou es inocente hasta que la Justicia diga lo contrario y hablaron de operaciones políticas. Y según publicó hoy el diario La Nación, el vicepresidente se habría llevado el "OK" del chaqueño cuando visitó Balcarce 50 ayer pidiendo mayor respaldo político.