162
162

Como ya se proyectaba en el sector, el patentamiento de autos cero kilómetro sufrió una nueva caída en octubre. La venta se desplomó un 37% en el décimo mes del año con casi 55.000 unidades patentadas, según adelantaron a Infobae fuentes de la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina (Acara). En el mismo período de 2013, el sector había patentado unas 87.014 unidades.


La cantidad de vehículos patentados durante el último mes también muestra una caída con respecto a septiembre de este año, cuando se vendieron unos 58.516 vehículos. Desde que comenzó el año se vendieron unos 616.000 cero kilómetro, una caída en torno al 26% con respecto al mismo periodo del año pasado.


Con sólo dos meses por delante y un diciembre que es históricamente bajo en ventas, el sector no llegaría este año a las 700.000 unidades vendidas. Y las proyecciones hacia adelante tampoco son buenas: el sector proyecta que las ventas se ubicarían entre las 500.000 y 550.000 unidades en 2015.


Si bien en un principio se creía que el plan oficial Pro.Cre.Auto suavizaría la caída en los últimos meses, las dos ediciones todavía no logran moderar los números rojos del sector, que mes a mes se compara contra un año récord en ventas. "Hay operaciones concretadas del Pro.Cre.Auto, pero faltan entregar miles de vehículos que subirían considerablemente las cifras", aseguraron a Infobae fuentes de la industria automotriz.


Por falta de stock o plazo de entregas superiores a los previstos del plan oficial, el Gobierno aplicó multas a las empresas Peugeot y Renault. Fueron las primeras sanciones por parte de la Secretaría de Comercio en el marco de la Ley de Abastecimiento, y prendió las luces de alarma en más de una compañía. Luego de una primera fase que duró tres meses, el Pro.Cre.Auto II se lanzó en septiembre y estará vigente hasta enero. Los 24 modelos llegaron con subas del 7,5% y las empresas Fiat, General Motors y Honda decidieron no participar de la segunda edición.


Obstáculos internos y externos

Pero la demora en los plazos de entrega no sólo se está viendo con el Pro.Cre.Auto, sino también en el caso de planes de ahorro previo que ofrecen las mismas compañías. La limitación a la venta de divisas por parte del Banco Central (BCRA) se tornó más evidente en la segunda parte del año, y como las empresas no pueden pagar sus deudas en dólares, las terminales están limitadas a la hora de importar.


El impuestazo a los autos de lujo a fines de 2013, la devaluación de enero y una inflación que cerraría el año en torno al 40% anual son otros factores internos que hicieron caer con fuerza a la demanda durante 2014. Los datos de Acara evidencian una caída interanual de sólo un 2% en enero, de un 8,5% en febrero y ya en marzo saltó a un derrumbe del 34,7%, para mantenerse en torno a ese nivel los meses subsiguientes. Hasta ahora, el peor mes fue el de junio, con un descenso del 39,4% contra el mismo mes de 2013. Pero con la falta de dólares, a los problemas de la demanda ahora se le suman los de la oferta.


Los factores internos no son los únicos que afectan al patentamiento de los autos cero kilómetro, pues la caída de la demanda brasileña se sintió con fuerza."Tras 10 años de expansión, el mercado brasileño entró en una etapa de retracción y pérdida de dinamismo. En un contexto de ampliación de la oferta local, ello deviene en una marcada agudización de la competencia", aseguró abeceb.com en un informe del sector.


La consultora especializada calculó que en los primeros nueve meses del año, el patentamiento de vehículos automotores en Brasil descendió un 9,1% interanual. En el país vecino son varios los factores que explican esta caída. Más allá de un aumento en el precio de los autos, abeceb.com señaló que aumentó el costo del crédito -como también sucedió en la Argentina-, las familias están más endeudadas y la inflación se aceleró en torno a un 6,5% anual.


Entre enero y septiembre de 2014, las exportaciones argentinas de vehículos a Brasil cayeron un 23,6% contra el mismo período de 2013. El estancamiento económico, la baja creación de empleo y la caída de confianza de los consumidores son otros factores que también afectan a Brasil. Con este escenario, es más difícil para que la Argentina le venda autos al gigante del Mercosur. Cinco de cada 10 autos que se producen en la Argentina se exportan, y del total de las exportaciones, el 80% tiene a Brasil como destino final.