163
163

El Ministerio del Interior austríaco busca un inquilino para la casa natal de Adolf Hitler, en Braunau, Alta Austria, en la frontera con Alemania, que parece incapaz de atraer candidatos dispuestos a vivir allí: en tres años, nadie quiso acercarse.

El edificio fue alquilado por el Estado para evitar que se convirtiera en un lugar de peregrinaje neonazi. Ahora, el Ministerio del Interior austríaco busca una administración dispuesta a instalarse en la casa natal del genocida.

La casa en la que nació el dictador nazi en 1889 y en la que vivió hasta cumplir tres años cuesta 4.600 euros mensuales