AFP 163
AFP 163

El régimen de Kim Jong-un, que en los meses anteriores había logrado aumentar las raciones a unos 400 gramos o más, las ha recortado de nuevo a niveles de 2011 "debido, principalmente, a la sequía en primavera, que ha afectado a la cosecha", explicó el director de la oficina del Programa Mundial de Alimentos (PMA) en Seúl, Lim Hyoung-joon.

Lim aseguró que en este momento uno de cada tres niños norcoreanos sufre malnutrición, según los datos de esta agencia de las Naciones Unidas que -al igual que otras instituciones, ONG y gobiernos- aporta ayuda a los más desfavorecidos en el país del sudeste asiático.

A pesar de este preocupante dato y de la reducción de las raciones en agosto, el director del PMA en Seúl aseguró que el panorama alimentario de Corea del Norte "es un poco mejor" en 2014 en comparación con los años anteriores.

La nación más hermética del mundo, cuyo sistema económico está sometido a un absoluto control estatal, impuso desde la década del 40 un sistema de racionamiento para alimentar a su población.

Sin embargo, éste quebró durante la gran crisis de la década del 90, lo que provocó unas hambrunas que acabaron con la vida de entre uno y tres millones de personas, según estimaciones.

 AFP 163
AFP 163

Recuperación a medias

El régimen comunista no ha logrado desde entonces reactivar completamente ese sistema, y aún hoy el racionamiento no llega a todas las zonas del país, por lo que la alimentación de buena parte de los ciudadanos depende de la ayuda exterior.

El PMA tiene como objetivo ayudar a los 2,4 millones de mujeres y niños considerados como la población más vulnerable, así como a familias necesitadas en las regiones con mayor inseguridad alimentaria en un país de aproximadamente 25 millones de habitantes.

No obstante, la agencia asegura que carece de suficientes fondos para cumplir con esta meta, y "necesita más donantes", de acuerdo con lo indicado por el director de su oficina en Seúl.

Por su parte, el

gobierno surcoreano

anunció la semana pasada que para 2015 elevará su presupuesto para asistencia humanitaria a Corea del Norte el

81%

hasta llegar a los 78.100 millones de

(el equivalente a

75 millones de dólares).