Agustina Kämpfer declaró en Tribunales por el robo de dos computadoras: "Eran mías"

 NA 162
NA 162

La novia del vicepresidente Amado Boudou, Agustina Kämpfer, asistió este jueves a los Tribunales de Comodoro Py para declarar como testigo en la causa por el robo de dos computadoras y un disco rígido sustraídos del auto Audi A4 de su pareja, tal como denunció el 13 de julio pasado.


Kämpfer llegó cerca de las 10 de la mañana de ayer junto a su abogado, Eduardo Durañona, y se retiró antes de las once. En su declaración, aseguró que las dos notebooks y el disco rígido que perdió en el asalto eran de su propiedad y contenían "información personal". También aseguró que los archivos que estaban dentro de las máquinas no están alcanzados por el secreto de Estado. De ese modo buscó despejar las dudas de la Justicia, que busca determinar si la información de las computadoras está vinculada con la actividad oficial del Vicepresidente.


La pareja del vice señaló además que suele ser "confiada" a la hora de dejar cosas de valor dentro de los vehículos.


El 13 de julio, día en que Argentina disputó la final del Mundial de Fútbol con Alemania, Kämpfer utilizó el vehículo Audi modelo A4 plateado que dejó estacionado sobre La Pampa, entre Vuelta de Obligado y Cuba, en el barrio de Belgrano. Al regresar alrededor de las 22:30 vio que la ventanilla trasera izquierda tenía el vidrio estallado, y que le habían robado dos notebooks y un disco rígido.

 NA 162
NA 162

Ella llamó a su pareja y éste hizo la denuncia. Al llegar un móvil de la comisaría 33 al lugar, el Vicepresidente ya estaba allí junto con su custodia y Kämpfer. Los policías consignaron que se trató de un auto "diplomático" el Audi A4, el cual se sabe es propiedad de Boudou.


La Justicia planteó en primer lugar la necesidad de pasar la causa al fuero federal, ante la posibilidad de que pudieran verse afectados los intereses del Estado. Pero también sugirió dudas acerca de la veracidad del hecho. Primero fue el fiscal Federico Delgado quien pidió que sea la Justicia Federal la que investigue, y él sugirió que Boudou preste declaración testimonial; y luego lo hizo el fiscal ante la Cámara Federal Germán Moldes.


Es que ambos dudan sobre si las dos notebooks y el disco rígido robado son de Boudou o de su pareja. "Resulta de vital importancia chequear el "qué", el "cómo" y el "cuándo" para saber si se afectó el patrimonio público o las funciones del Vicepresidente de la Nación", dijo primero Delgado.


Luego su par, el fiscal Moldes, fue más allá: "a mí me pagan por dudar", señaló en una presentación en la cual remarcó que "no es explícito ni nítido el relato de la denunciante atinente a la propiedad de los equipos que se dicen sustraídos y menos aún respecto a sus usuarios habituales".