Científicos de la UBA marcharon en reclamo de aumento salarial

Pese a contar con una formación superior, no gozan siquiera de aguinaldo y aportes. Exigen que los igualen a los becarios del Conicet. "Queremos que se nos reconozca como trabajadores", reclaman

Rectorado de la UBA.  162
Rectorado de la UBA. 162

Al revés de lo que sigue la lógica, el trabajo altamente calificado puede convertirse en uno de los peores pagos en la Argentina. Es el derrotero cotidiano que padecen más de 400 científicos becarios de los proyectos UBACyT de maestrías y doctorados de la Universidad de Buenos Aires, quienes por investigar en la casa de estudios más prestigiosa del país perciben apenas 5.800 pesos desde agosto de 2013, una cifra apenas superior a dos salarios mínimos.


A la exigua remuneración, se les suma a los investigadores la falta de derechos básicos esenciales, como aportes jubilatorios, licencias, aguinaldo, asignaciones familiares, y cobertura social para sus familias. Tampoco pueden ganarse un ingreso adicional trabajando en otra actividad que les permita sobrellevar el día a día, ya que al aceptar la beca están sujetos a una cláusula de "dedicación exclusiva" académica que les veta esta posibilidad.


Los becarios, por convenio, están obligados a dar una cantidad de horas determinadas de clases en los posgrados. "Se nos pide exclusividad laboral de investigación y tareas de docencia sin ningún tipo de renta. Son muy pocos los que reciben alguna, la mayoría tenemos un reconocimiento institucional ad honorem. Y algunos ni siquiera eso", sostuvo uno de los becarios a Infobae.


Cansados por la persistencia de las "precarias condiciones de trabajo", un grupo de estos profesionales de todas las facultades se autoconvocó y marchó a las 9 de la mañana al rectorado de la UBA, en Viamonte 444, junto al sindicato docente AGD y la agrupación Jóvenes Científicos Precarizados. Los manifestantes acompañaron la iniciativa con un petitorio, en el que expresaron los reclamos de mejoras de los contratos laborales.


"Esta movilización se generó a través de la organización de los becarios que nos fuimos poniendo en contacto. Reclamamos no solo cobrar lo mismo que los becarios de Agencia y Conicet, sino establecer un espacio de diálogo para que se nos reconozca como trabajadores de la investigación y de la docencia", planteó la misma fuente consultado.


La diferencia de ingresos entre los becarios UBACYT y Conicet es significativa. Según advirtieron en un comunicado los adherentes al petitorio, en septiembre estos últimos percibirán una suma de 9.000 pesos, por lo que estarán 3.200 pesos por debajo de colegas que realizan el mismo trabajo.


Además del reclamo de igualación salarial con sus pares del Conicet y un refuerzo de 2.500 para las becas "estímulo" -las destinadas para los que se inician en la investigación-, piden que se los exceptúe de pagar "los aranceles correspondientes a seminarios de las carreras de doctorado y maestría y que la propia Universidad que nos emplea nos cobra".


"Al mismo tiempo, los eventos y reuniones científicas que son actividades ineludibles para el desarrollo de nuestras tareas como becarios, en muchos casos también deben ser financiadas por nosotros mismos, dado que los montos provenientes de los proyectos UBACyT que integramos resultan insuficientes", agregaron los becarios en un comunicado.


Poco antes de concretarse la marcha, el Consejo Superior de la UBA respondió ayer a la tarde parcialmente a los reclamos al resolver un aumento unilateral del 25 por ciento de los estipendios, junto a la exención del pago de los cursos de posgrado para los becarios. Este miércoles sesionó la Comisión de Ciencia y Técnica del Consejo Superior, la cual aprobó el proyecto de incremento.


Los trabajadores definieron en asamblea esta mañana que el incremento otorgado "no satisface ni recompone la situación laboral" de lo becarios y "el atraso padecido desde hace años", por lo que anticiparon la continuidad del reclamo, señaló una fuente ligada al espacio autoconvocado.


El próximo miércoles 20 a las 12 realizarán una conferencia de prensa en la facultad de Farmacia de la UBA, sita en Uriburu y Paraguay.