Reuters
Reuters

El Indec comunicó que en el sexto mes del año las exportaciones acumularon la octava disminución consecutiva en comparación con un año antes, pero como la contracción de las importaciones por cuarto mes seguido fue de mayor cuantía, el resultado de la balanza acusó un aumento del saldo positivo de 164 millones de dólares.

El menor valor exportado de 2,6 con respecto a igual mes del año anterior resultó por un descenso promedio de las cantidades de 4% y un aumento de los precios 2%. Sólo se anotaron incrementos en el volumen de ventas de manufacturas agropecuarias, consideradas como conjunto, del 8% (principalmente residuos y desperdicios de la industria alimenticia, semillas y frutos oleaginosos", y como rubros aislados de productos químicos y conexos, piedras, metales preciosos y sus manufacturas y petróleo crudo.

Sólo crecieron las exportaciones de manufacturas agropecuarias

Mientras que del lado de las importaciones la contracción de 5,7% en valor, obedeció al recorte del 10% de las cantidades compradas de combustibles y lubricantes, a tono con el escenario recesivo, y principalmente al severo achique del mercado automotor que determinó una reducción de 48% de los ingresos, fenómeno que arrastró a las partes y accesorios de bienes de capital. Por el contrario, repuntaron 19% las adquisiciones de bienes de inversión y 4% la de bienes de uso intermedio.

Las balanza energética mantuvo el desequilibrio levemente superior a los 1.000 millones de dólares registrado en junio del año anterior, al sumar 471 millones de dólares por la vía de exportaciones de combustibles y energía y demandar u$s1.528 millones de importaciones de combustibles y lubricantes.

El semestre cerró con un superávit de 3.684 millones de dólares, disminuyó 28,4% con respecto a igual período del año anterior, al descender el monto global de ventas 10,1%, a 36.778 millones de dólares y caer las compras 5,7%, a a 33.094 millones de dólares. La balanzas energética fue deficitaria en 3.198 millones de dólares.

El comercio con el Mercosur concentró 22% de las exportaciones y 21% de las compras realizadas al exterior.