Holdouts: Axel Kicillof encabezará el encuentro con el mediador de Griesa

El secretario de Finanzas, Pablo López (izquierda), el ministro de Economía, Axel Kicillof (centro), y el secretario de Legal y Administrativo, Federico Thea (derecha)<br>  162
El secretario de Finanzas, Pablo López (izquierda), el ministro de Economía, Axel Kicillof (centro), y el secretario de Legal y Administrativo, Federico Thea (derecha)<br> 162
 AFP 162
AFP 162
El abogado Daniel Pollack. AFP 162
El abogado Daniel Pollack. AFP 162
Daniel Pollack, a la salida del tribunal de Nueva York después de una audiencia por el litigio con los holdouts, el 27 de junio. AFP 162
Daniel Pollack, a la salida del tribunal de Nueva York después de una audiencia por el litigio con los holdouts, el 27 de junio. AFP 162
 DyN 162
DyN 162

Si bien se había anunciado que la comitiva estaría integrada por los secretarios de Finanzas, Pablo López, y de Legal y Administrativo del Ministerio de Economía, Federico Thea, este domingo por la noche, el Palacio de Hacienda comunicó que también Kicillof viajó a Nueva York.


De esta manera, el Gobierno decidió otorgarle una mayor jerarquía a la comitiva que iniciará las tratativas tras el fallo adverso de Griesa.


Los funcionarios se reunirán con Pollack, en un encuentro del que no participarán representantes de los holdouts, según aclaró Kicillof días atrás.


El secretario de Finanzas, Pablo López (izquierda), el ministro de Economía, Axel Kicillof (centro), y el secretario de Legal y Administrativo, Federico Thea (derecha)<br>  162
El secretario de Finanzas, Pablo López (izquierda), el ministro de Economía, Axel Kicillof (centro), y el secretario de Legal y Administrativo, Federico Thea (derecha)<br> 162

En ese marco, el ex presidente Eduardo Duhalde pidió "prudencia" frente a la negociación dado que "no sería bueno entrar en default porque sería una crisis dentro de otra crisis mayor" y la diputada Patricia Bullrich dijo que "la estrategia argentina no dio resultado" y que ahora los holdouts tienen "el as de espada y nosotros tenemos que ver cómo jugamos al truco con cartas malas, pero si uno es hábil se puede ganar".


A su vez, la presidente de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, opinó que "el apoyo" internacional "es importante pero también tenemos que tener firmeza nosotros" y valoró el trabajo del ministro de Economía, Axel Kicillof, a quien calificó como "un genio".


El juez Griesa ordenó a la Argentina y a los holdouts sentarse a negociar la forma y el plazo del pago de 1.330 millones de dólares que el magistrado falló a favor de ese grupo de bonistas, sentencia que quedó firme tras el rechazo de la Corte Suprema de Estados Unidos a tomar el caso.


En esa sentencia, Griesa fijó que "debe ser en un pago y efectivo", pero los holdouts adelantaron que aceptarían que la cancelación se realice con un esquema similar a los acuerdos alcanzados en los casos de Repsol y Club de París, o sea una combinación de efectivo y bonos a largo plazo.


El objetivo del gobierno es lograr un arreglo en la negociación con los holdouts antes del 30 de julio para evitar que el país caiga en un default técnico de su deuda, luego de que Griesa trabó el pago de un vencimiento a los bonistas regulares, que operó el 30 de junio.


Desde el martes empezó a correr un plazo de treinta días que hay de gracia para cumplir con ese compromiso.


Ante esta situación, el gobierno argentino reclamó al Bank of New York Mellon (BONY) y a Euroclear, los agentes de pago, por no haber distribuidos los fondos por alrededor de 590 millones de dólares depositados para cumplir con el pago a los acreedores que entraron a los canjes de 2005 y 2010.


A su vez, el BONY presentó una consulta a Griesa para que determine qué hacer con esos fondos ante eventuales juicios de parte de los bonistas por incumplir con el pago.


Kicillof advirtió el viernes que hay "desconcierto" por ese dinero girado para pagar a bonistas reestructurados.


"Estamos desconcertados, los bancos le han preguntado al juez qué hacer, los bonistas han reclamado a las agencias que les den su dinero y cuando observamos que alguien puede, al no recibir el dinero, endilgarle la responsabilidad a la Argentina, dijimos -señores, vayan y paguen- esto no es responsabilidad de la Argentina", señaló.


Por eso, tanto en el Gobierno, como el BONY y los acreedores esperan que esta semana haya alguna definición de parte de Griesa sobre esta cuestión.