Natalia Bohdan
Natalia Bohdan

El senador Aníbal Fernández fue asaltado el sábado por la noche por un grupo de malvivientes que le sustrajo su vehículo marca BMW en la localidad bonaerense de Gerli.


El legislador circulaba sin custodia por la avenida Yrigoyen y a la altura del cruce con la calle Brasil fue interceptado por otro automóvil que le cortó el paso; en ese rodado se movilizaban cuatro hombres que, tras intimidar con armas de fuego al funcionario kirchnerista, se llevaron el coche de origen alemán.


Una vez consumado el robo, Fernández caminó hacia una estación de servicio cercana al lugar donde se produjo el asalto y dio la alerta al 911; luego pidió un remis y se dirigió a su domicilio.


Fuentes policiales detallaron a Infobae que alrededor de las 23:30 el personal de la Comisaria 16 de la Policía Federal encontró el auto del senador abandonado en el barrio de Constitución.


El BMW estaba detenido sobre la calle Tacuarí 1167 y se encontraba cerrado, sin ocupantes en su interior y con el motor encendido, precisaron los mismos informantes.

 162
162

La noticia reflotó una polémica afirmación del propio ex jefe de Gabinete, quien en 2006 consideró que la inseguridad era "una sensación" que se encontraba instalada "en la cabeza del hombre y de la mujer". El mismo dirigente kirchnerista apuntó dos años después que eso era producto del "repiqueteo de los canales" de televisión que "hacen creer que un mismo hecho pasó tres veces".