Arrancó la paritaria docente: el Gobierno rechazó el mínimo de $5.500 y propuso acuerdo anual

Fue en un encuentro en el que estuvieron los sindicatos alineados con el oficialismo, el jefe de Gabinete Jorge Capitanich, y los ministros de Economía, Axel Kicillof y de Educación, Alberto Sileoni. No hubo oferta salarial

 Télam 162
Télam 162
 Télam 162
Télam 162

A menos de un mes del comienzo de clases, la primera audiencia entre los maestros y el gobierno nacional fue de posiciones extremas. El Ejecutivo rechazó de cuajo el pedido de aumento de 61% en el salario inicial que los cuatro gremios del Frente Nacional Docente presentaron, al proponer primero que el plaza del acuerdo sea por un año, período con el que no acuerdan los gremios.

La reunión, de una hora y media en Casa de Gobierno, estuvo encabezada por el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich y participaron los ministros de Economía, Axel Kicillof, y de Educación, Alberto Sileoni.

La representación de los trabajadores la ejercieron la Unión Docentes Argentinos (UDA); SADOP (Privados), AMET (Educación Técnica) y CEA (Confederación de Educadores Argentinos), todos enrolados en la CGT que encabeza Antonio Caló. Sin embargo, no estuvo convocado el gremio mayoritario, la CTERA.

En un duro comunicado, los gremios agitaron una suba de sueldo básico inicial a 5.500 pesos, lo que implica un incremento del 61% con relación a los actuales 3.416 pesos. La CTERA exige que antes sea llevado a 3.600 pesos --que es el salario mínimo, vital y móvil- y sobre ese valor discutir la mejora.

Conscientes del riesgoso precedente que sentaría un aumento de esas características para la economía, los funcionarios cambiaron el eje de la discusión. "No hablamos de porcentajes y sólo nos propusieron que el acuerdo sea anual", comentó Sergio Romero, titular de UDA y secretario de Políticas Educativas de la CGT.


El Gobierno pretende ofertar una cifra adecuada para los maestros bajo la condición de primero sellar ese plazo. Al igual que otros gremios preocupados por la falta de certezas en la economía, la firma de un acuerdo anual no es lo que tenían en mente los docentes. De allí se explica la participación de Kicillof, quien se mostró optimista al analizar las principales variables económicas.


Los delegados mantendrán reuniones permanentes para dar una respuesta al ofrecimiento del Gobierno realizado en la audiencia de la que participaron Fabián Felman, secretario general de CEA; Mario Almirón, Secretario General de SADOP; y Jorge Dobal, Secretario General de AMET. El martes habrá una respuesta.


"Nosotros veníamos planteando la necesidad de abrir la negociación en junio o julio, por eso tendremos que debatir si aceptamos o no", afirmó el gremialista. Para CTERA, existe una necesidad de "hacer un acuerdo corto plazo dada la incertidumbre sobre el comportamiento de las distintas variables de la economía luego de la devaluación reciente".


La negociación paritaria de los docentes nacionales es clave ya que servirá de referencia para los acuerdos en las provincias. Los gobernadores, muchos de ellos con los presupuestos golpeados, se reunieron esta semana para acordar estrategias que permitan contener los reclamos.