163
163

Investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) publicaron un estudio donde afirman que han logrado construir un cristal en el que se pueden proyectar gráficos, texto e imágenes sin dejar de ver lo que hay detrás .


La técnica consiste en usar nanopartículas de plata que son casi transparentes para la mayoría de los colores pero que, para longitudes de onda concretas, reflejan la luz de un láser, que se emplea como lápiz.


Estas nanopartículas pueden recoger la imagen que está en un proyector y reflejarla en varios colores.


"Este enfoque ofrece ventajas como el gran ángulo de visión, su bajo costo y la facilidad para escalar el modelo a pantallas de gran tamaño", destacó Marin Soljacic, profesor de física del MIT, en el video explicativo.



     

Respecto a sus posibles aplicaciones, Chia Wei Hsu, egresado e investigador  del MIT, consideró que este tipo de pantallas en un futuro se podrán usar para parabrisas de los coches y en cristales de trenes o aviones.


Hasta el momento, el equipo sólo probó el concepto con nanopartículas sensibles al azul, pero -explicaron- con una pantalla que contenga nanopartículas sensibles a los tres colores primarios se convertiría en una pantalla a todo color.