Télam 162
Télam 162
 Télam 162
Télam 162

El ministro de Economía, Axel Kicillof, encabezó ayer una reunión con supermercadistas y dirigentes de empresas proveedoras a quienes les solicitó compromiso frente a rumores por presuntos aumentos de precios.

"No vamos a permitir que se desencadene una puja distributiva entre los mismos empresarios que, de modo preventivo, deciden aumentar para no perder o para apropiarse de una renta más grande", aseguró Kicillof durante la audiencia.

El funcionario insistió en la necesidad de trabajar en conjunto a través del diálogo y defendió el mecanismo de alertas tempranas para estudiar específicamente los casos que pudieran llegar a tener variaciones en los costos dada la naturaleza del componente importado que presente determinado producto.

"Cualquier otra decisión unilateral de aumentar los precios en virtud de la devaluación y no avisar a la Secretaría de Comercio, directamente lo vamos a considerar como un corte en el diálogo", dijo el ministro y advirtió: "A soluciones consensuadas, toda nuestra predisposición al diálogo abierto; a soluciones unilaterales, todo cerrado".

En la reunión también estuvieron presentes el secretario de Comercio Interior, Augusto Costa; y el subsecretario de Comercio, Ariel Langer, y la subsecretaria de Comercio Exterior, Paula Español.

Costa, de acuerdo a lo consignado por el diario La Nación, admitió ante los presentes faltantes de hasta el 46% en algunos productos del acuerdo de "precios cuidados" firmado con los supermercadistas y fabricantes.

También indicó que estaba detectando desvíos en los precios, pero de sólo el 1% de los productos alcanzados, e insistió en que éstos convivían con faltantes que, en algunos sectores, llegaban al 46%. Y para graficar esa aseveración, mostró una lámina con la foto de una góndola semivacía de botellas de litro y medio de Coca-Cola.

Según el matutino, durante la exposición de Kicillof nunca se propuso a los invitados dar su opinión sobre el panorama actual tras la devaluación y su posible repercusión en los precios mientras que Costa tras su alocución exhortó a los ejecutivos que tuvieran una verdadera razón para aumentar precios, a quedarse después a discutirlos. Y algunos aceptaron.