Axel anunció que su hija Agueda, de 3 años, sigue evolucionando y presenta mejorías en el síndrome de Kawasaki por el que tuvo que ser internada en el Hospital Materno Infantil de Mar del Plata.

"No va a tener secuelas", confirmó el cantante en una conferencia de prensa que realizó desde la ciudad de la costa atlántica. Además, reveló que, tras no tener fiebre por segundo día consecutivo, podría recibir el alta médica el miércoles.

"Se actuó rápidamente con el procedimiento que debía hacerse con este síndrome. Viernes y sábados fueron días difíciles. El domingo empezó a mostrar una mejora. Ayer lunes fue el primer día que no tuvo fiebre. Empezó a estar mejor de ánimo. Empezó a caminar", relató Axel frente a las cámaras.

¿Cuáles fueron los síntomas que empezó a mostrar Agueda? "Arrancó con unas ronchitas y fiebre. Se le diagnosticó una escarlatina. Y no evolucionaba. Seguía con  ronchas, empezó a  escamarse la piel, vómitos. Le hicieron un estudio y determinaron que no tenía escarlatina. De ahí la derivaron a Mar del Plata. Siguió avanzando, no podía caminar. Tenia las piernas atrás, los genitales, el cuello, todo morado. Porque es una inflamación de los vasos sanguíneos, por eso tanto cuidado con el tema cardíaco".

"Yo le prometí el oro y el moro porque no quería tomar medicamentos. Ahora tengo que dar la vuelta al mundo para conseguirle todo lo que le dije", agregó, aliviado al saber que su hija está saliendo de un momento difícil de salud: "Ahora está saltando en la cama. No lo puedo creer. Estoy feliz".