Falleció el vecino que había sido baleado por un agente durante una protesta por cortes de luz

  162
162
  162
162

Un trágico desenlace tuvo el incidente que involucró a un cabo de la Policía Federal y a un vecino del barrio de Flores que se manifestaba en medio de un corte de luz en la zona, que debido a un disparo efectuado por el uniformado, acabó con la vida de Ángel Duarte, en un hecho ocurrido en las primeras horas del martes.



Se trata del cabo Nicolás Encinas, quien al ser detenido primero le dijo a los policías de la comisaría 38a. que el vecino había querido robarle, pero luego admitió que quiso sacar su pistola calibre 9 milímetros particular para asustarlo y que se le escapó el tiro que hirió a Ángel Duarte en el pecho.


Según los investigadores, todo comenzó pasadas las 23:45 de anoche cuando un grupo de vecinos se concentró en esa esquina para reclamar por los cortes de energía que afectaban en la zona desde hacía varias horas.


Mientras los vecinos se concentraban y detenían el paso de los autos, un hombre que se movilizaba aparentemente en un Renault Clío gris extrajo un arma de fuego y disparó contra los vecinos en dos oportunidades. Al menos uno de los balazos impactó en el cuerpo de Duarte, quien cayó al piso malherido.


La víctima fue auxiliada por una ambulancia del SAME y trasladada al Hospital Piñero, donde fue operado durante tres horas, aunque su estado luego se agravó hasta este fatal desenlace. En tanto, los vecinos denunciaron que el agresor se escapó del lugar en su auto, pero regresó pocos minutos después y estacionó a una cuadra de distancia, aunque la maniobra fue advertida por testigos que dieron aviso a la policía.


Efectivos de la comisaría 38a. lograron la detención de Nicolás Encinas, un cabo de la Policía Federal que presta servicios en el Cuerpo de Policía de Tránsito, quien quedó alojado en una celda de esa dependencia a disposición de la jueza de instrucción porteña número 28, María Rita Acosta.