Télam 162
Télam 162
 Télam 162
Télam 162
 Télam 162
Télam 162
 Mario Sar 162
Mario Sar 162
Agentes custodian un barrio durante la huelga policial de diciembre en Córdoba NA 162
Agentes custodian un barrio durante la huelga policial de diciembre en Córdoba NA 162

Córdoba fue el primer distrito en donde se registraron las protestas policiales que abrieron las puertas a los saqueos, situación que con el correr de los días se propagó a otras provincias. El conflicto –que obligó al gobernador José Manuel de la Sota a adelantar el regreso de un viaje– se saldó la semana pasada, cuando el Ejecutivo cedió a los reclamos y llevó el salario mínimo a 10.000 pesos.

La suba otorgada a las fuerzas de seguridad calmó esas aguas, pero disparó otros frentes: desde entonces, empleados públicos, docentes y trabajadores de la salud elevaron reclamos para que se mejoren los salarios, en muchos casos exigiendo sumas equivalentes a las que obtuvo la policía.

El Sindicato de Empleados Públicos (SEP), que nuclea a trabajadores estatales y de la salud, llevó a cabo un paro la semana pasada. Sin respuestas, la medida de fuerza se prolongó y ayer el 90% de los hospitales públicos provinciales sólo atendían guardias, informaron a Infobae desde ese sindicato.

La situación puede agravarse hoy, porque además de la retención de tareas está convocada una movilización para hacer oír los reclamos. A la marcha se sumarán los docentes nucleados de la Unión de Educadores de la Provincia de Córdoba (UEPC), quienes quedaron "en pie de guerra" luego de la decisión del ministro de Educación Walter Grahovac de adelantar el fin del ciclo académico, que cerró el miércoles.

"Hubo muchos jóvenes que participaron (de los saqueos). Sabemos que se vive una situación muy tensa con aquellos que participaron y con los que no. Dado que se está en la etapa final, nos pareció que podríamos dar por concluido el ciclo", explicó el funcionario antes de admitir que el Ejecutivo analizaba una propuesta salarial para toda la administración púbica.

Con el objetivo de desactivar la protesta prevista para hoy, los ministros de Trabajo, Adrián Brito; y de Gestión Pública, Manuel Calvo, se reunieron ayer por la tarde en el Centro Cívico para acercar posiciones. Pero no lo lograron. "Fue un prolongado encuentro en el Centro Cívico –más de cuatro horas– pero no se llegó a ninguna definición", publicó el diario La Voz. Las negociaciones pasaron a un cuarto intermedio para el lunes. Mientras tanto, hoy habrá paro.

En una conferencia de prensa, el nuevo titular de Comunicación, Jorge Lawson, anticipó que se discute  el pago de un bono de fin de año que exigen los estatales aunque negó que se estén adelantando las negociaciones paritarias, según señala La Voz.

En medio del clima de conflictividad, el ministro de Transporte, Gabriel Bermúdez, tuvo que intervenir ayer para frenar un paro del gremio de choferes del transporte interurbano de Córdoba (Aoita) llamado para hoy. Los trabajadores, que piden un aumento del 28%, garantizaron que prestarán el servicio al menos hasta el martes a la espera de una respuesta, informó Cadena 3.

La salud, un área conflictiva en todo el país

Además de Córdoba, 21 provincias se vieron afectadas recientemente en sus sistemas de salud pública a raíz de protestas y reclamos. Mientras hubo medidas a nivel distrital, la Federación Sindical de Profesionales de la Salud (FesProSa) convocó a un paro de actividades en demanda de una paritaria nacional para el 18.

La Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires (CICOP) realizó una huelga ayer, cuestión que motivó una dura reacción del viceministro del área en la Provincia, Sergio Alejandre, quien dijo estar "indignado" por los reclamos, ya que consideró que ya están solucionados.

En tanto, en Neuquén, en donde el conflicto lleva semanas, casi 50 jefes de servicio médico de hospitales de Neuquén presentaron ayer su renuncia y se suman a los 32 que lo habían hecho el miércoles. Esa decisión, que se enmarca en el conflicto salarial, obligó a que en algunas localidades no reciban pacientes y se hagan derivaciones hacia centros privados.