162
162

Si bien en Rosario, y en toda la provincia de Santa Fe, las principales noticias delictivas pasan por el flagelo del narcotráfico, las muertes por robos en motos, disputas de vecinos y tiroteos parecen no tener fin.

Ayer por la mañana, falleció un policía de 35 años después de estar internado durante cuatro días por haber recibido un adoquinazo en la cabeza cuando circulaba con su vehículo por el noroeste de la ciudad. Además, se registró la muerte de un hombre de 69 años, apuñalado y golpeado en una pelea, y de otro joven de 25 años que recibió un balazo en Villa Gobernador Gálvez. Con todo esto, la cantidad de muertes asciende a 225 en el 2013.

Adrián Hugo Peticce, el uniformado asesinado, trabajaba en la Brigada de Investigaciones de la Unidad Regional II. Lo atacaron dos ladrones que estaban escondidos en un descampado, según la hipótesis que maneja la División Judiciales de la Policía. Al parecer, le arrojaron un "objeto contundente", que sería un adoquín, para abordarlo y huir con su moto. El oficial fue llevado al hospital Eva Perón, y los efectivos de la Subcomisaria 2° avanzaron en el caso y consiguieron recuperar la moto en el mismo barrio Nuevo Alberdi. Luego fue derivado al Sanatorio Británico, en el centro de Rosario, donde estuvo hasta la mañana de ayer, cuando murió.

A este episodio se suma el homicidio de José Ramírez, un hombre de 69 años que fue asesinado el sábado por la tarde en el humilde barrio de Las Flores. La policía detuvo a un individuo de 34 años, vecino de Ramírez, que lo habría apuñalado y golpeado hasta la muerte.

Asimismo, ayer alrededor de las siete de la tarde, un tiroteo en el centro de Villa Gobernador Gálvez entre dos grupos de jóvenes terminó con la muerte de Sebastián Cantero, de 25 años, quien recibió un balazo en el tórax. De este caso se desprenden otros dos heridos de bala que fueron internados.

El viernes se registró un caso similar al del policía, ya que un joven de 25 años murió en la zona sur de la ciudad cuando le dispararon en la cabeza para robarle también la moto. En la ciudad de Santa Fe también se llevó a cabo un tiroteo en una pizzería donde murió un joven de 18 años y otro de 21 resultó herido.