Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162
 Reuters 162
Reuters 162

De morocha a rubia, de cantante a empresaria de la moda, de pelo corto a pelo largo... Victoria Beckham experimentó todos los looks existentes y cambió su aspecto decenas de veces.

Todo comenzó con una melena de pelo lacio y raya al medio por arriba de los hombros. En ese momento era una de las integrantes de una de las bandas de música pop más reconocidas y llevaba un estilo sobrio, poco llamativo.

Pero luego, con la fama en ascenso, empezaron los cambios radicales. En un principio, se pasó al rubio platinado y recortó su pelo en la zona de la nuca, dejando algo más largo el flequillo.

 Reuters 162
Reuters 162

Después de la revolución que desató con su cambio, optó por dejar crecer su pelo y agregarse extensiones, pero ya con un tono castaño y un poco de iluminación. A veces acudía a las ondas, otras al lacio, pero casi siempre con el pelo suelto. Pocas veces se la vio con algún recogido o simplemente atado.

También lució el corte à la garçon o también llamado "pixie", corte que en la actualidad es furor entre las celebrities.

Tal vez sea porque está en un gran momento de su carrera como diseñadora, pero hace tiempo que no sorprende con nuevo look. Sus ventas se incrementan cada año y algunos de sus innovadores diseños son usados por figuras de la talla de Kim Kardashian, Cheryl Chloe, Demi Moore, Madonna y Elle MacPherson.

Más allá de que al principio le costó lograr un nombre propio, hoy en día es una de las más reconocidas en el mundo de la moda. De hecho, la esposa de David Beckham fue premiada como la mejor diseñadora de marca en los Premios Británicos de la Moda en el 2011.

En ese momento, la ex Spice Girl logró un abrumador –y sorprendente– triunfo por sobre marcas reconocidas internacionalmente como Stella McCartney, Tom Ford y Burberry.

Desde las supermodelos Elle MacPherson o Heidi Klum hasta las actrices Jennifer LópezDrew Barrymore o Blake Lively, todas adoran sus vestidos ajustados al cuerpo y sus originales diseños.

 Reuters 162
Reuters 162

Por otra parte, Sarah Burton, la diseñadora de Alexander McQueen que confeccionó el vestido que lució Kate Middleton durante su boda con el príncipe Guillermo, así como el de su hermana Pippa Middleton, fue galardonada como diseñadora del año.

Entre los asistentes a la ceremonia de los premios se encontraban la modelo Kate Moss, el actor Colin Firth y Samantha Cameron, esposa del primer ministro británico David Cameron, según indica la agencia AFP.

Una de las últimas veces que sorprendió con un osado cambio de imagen fue para una producción de fotos en la edición china de Harper's Bazaar.

En las imágenes, la diseñadora emula a una heroína futurista en una exótica sesión de fotos. Pero para lograr el concepto, Beckham tuvo que lucir melena de pelirrojo y recogerse el pelo con dos trenzas repletas de accesorios plateados.

Ya nadie puede decir que Victoria gasta todo el dinero de su marido: ahora ella también pisa fuerte.