163
163
 EFE 163
EFE 163


Blasco Peñaherrera, presidente de la Federación de Cámaras de Comercio de Ecuador, calificó de irresponsable el anuncio del presidente Rafael Correa de renunciar a las preferencias arancelarias andinas (ATPDEA) que recibe de los Estados Unidos, debido a las presiones por el caso del espía Edward Snowden.


Según Peñaherrera, alrededor de cien mil empleos serán afectados de forma directa e indirecta y advirtió que si no se negocia el SGP con la Unión Europea, se perderían 250 mil empleos más. También dijo que el gobierno de Ecuador no podrá dar subsidio al mercado porque las exportaciones a Estados Unidos serían ilegales.

La Federación de Cámaras de Comercio teme que la resolución anunciada abra "la posibilidad de que Estados Unidos tome otras decisiones como revisar el otro sistema de preferencias arancelarias SGP".

"El ATPDEA aproximadamente significan 35 millones de dólares en aranceles que no pagamos; el SGP, aproximadamente cien millones", señaló Peñaherrera, quien recordó que al mercado estadounidense llega el 40% de las exportaciones ecuatorianas.