Télam 162
Télam 162

Dratman, quien está en el expediente desde el origen de la causa, aparece varias veces en las escuchas telefónicas de las llamadas que hizo y recibió el propio Lorenzo.

Según informa el diario Clarín, en esas conversaciones Lorenzo organiza con Dratman la instalación de una clínica en Córdoba y un contrato con Bancarios. También se nota la relación fluida que los dos mantenían con Alberto Costa, quien era subsecretario de Salud bonaerense hasta que este caso se convirtió en escándalo y tuvo que presentar la renuncia. Costa también está procesado en la causa.

Las indagatorias ordenadas ayer por el juez incluyen otros nombres: Julio Pose, un ex espía de la SIDE que solía prestarle algunos servicios a Lorenzo; Rodolfo Romero, quien es gerente de Nossal, una sociedad vinculada con San Javier. Esa empresa figura en el polémico fideicomiso que firmó el titular de La Bancaria Juan José Zanola -también detenido y procesado- junto a Lorenzo para garantizar que el dinero que ingresara a la obra social desde la Administración de Programas Especiales (APE) fuera a pagar los medicamentos de alta complejidad que le vendía Lorenzo.

Otro de los que será indagado es Gabriel Brito, convocado para el próximo 27 de enero. Este empresario auditor ya fue indagado tres veces en la causa pero vuelven a citarlo para profundizar en nuevos elementos que surgen de la investigación.

Entre las decisiones tomadas ayer por Oyarbide también se destaca la citación al ex ministro de Salud, Ginés González García a declarar como testigo, a pedido de la defensa de Lorenzo.

La ronda de indagatorias ordenada ayer por el juez Oyarbide se suma a otra serie de citaciones que firmó antes del comienzo de la feria judicial. En ese listado se destacan Juan José Zanola, su mujer Paula Aballay, Lorenzo y Néstor Vázquez. Todos ellos volverán a escuchar los hechos que se le imputan y podrán dar explicaciones.