Néstor Kirchner: ?Yo banco a la cumbia villera?

  162
162
  162
162
  162
162

El debate sobre la incursión de la cumbia villera dentro del escenario político tuvo ayer un episodio bizarro. El conductor del programa televisivo Pasión de Sábado, Daniel ?la Tota? Santillán, tuvo protagonismo ayer en la Casa Rosada para cerrar el debate generado por las declaraciones del jefe de Gabinete, Alberto Fernández, quien sostuvo que la cumbia villera refleja un ?modus vivendi? vinculado con el elogio del delito.

?Aníbal Fernández ?explicó Santillán? me llevó al despacho de Alberto y estuvimos debatiendo largo rato sobre sus declaraciones. Me dijo que no había querido expresarse de esa forma, que no era esa su intención?.

Pero fuentes del Gobierno relataron que Aníbal ingresó de improviso, acompañado por Santillán, en el despacho del jefe de Gabinete, lo cual generó una situación de cierta tensión porque éste estaba atendiendo a un periodista.

En ese momento irrumpió el presidente Kirchner quien, según ?la Tota?, le dijo que veía regularmente su programa televisivo. ?Cuando me dijo que era televidente de Pasión? casi me muero, no lo podía creer. Es el líder de todos los argentinos?, confesó Santillán, y agregó que Kirchner también le reconoció que ?le gusta mucho el género de la ?cumbia villera??.

Frente a la efusividad presidencial, el conductor respondió: ?Sé que el mensaje que entrega la ?cumbia villera? no es el mejor. Ahora, lo que sí puedo decir es que el programa está hecho por argentinos laburantes, hay fuentes de trabajo para argentinos? Es una industria argentina, sin duda. Hay que rescatar que por el programa mucha gente tiene trabajo y puede llevar plata a su casa?.

En el entorno presidencial aseguraron que Kirchner trató con cierta ironía al presentador de TV y apuntó con su intervención a distender la situación imprevista que había provocado la convocatoria de Aníbal Fernández a Santillán.

Respecto de una eventual solución al problema de la inseguridad, ?la Tota? fue determinante: ?El generador de esta situación de crisis de seguridad fue De la Rúa, que dejó todo mal. Nosotros estamos heredando esa carga. La gestión Kirchner no tiene la culpa de lo que está sucediendo?.

Un día en la Rosada

Santillán arribó a la Casa Rosada en las primeras horas de la mañana de ayer, convocado por el ministro del Interior, Aníbal Fernández, a quien conoce por su actividad política en la localidad de Quilmes.

Luego de que hicieran un paseo guiado por el Patio de las Palmeras y el Salón de los Bustos, ?la Tota? mantuvo una reunión con el ministro del Interior, donde debatieron sobre los causantes de la inseguridad en el país, y explicó que había sido determinante cuando le dijo que ?la solución es dar trabajo y no más Planes Trabajar?, y que ?para que haya más seguridad se debe erradicar el negocio de la droga?. Luego, el ministro lo invitó a pasar a las oficinas del jefe de Gabinete, en donde se produjo el posterior encuentro con Kirchner.
 
?El cáncer con la aspirina no se puede curar. La inseguridad, los problemas de educación y, principalmente, el mensaje de la ?cumbia villera? no se van a terminar porque están bien arraigados en la sociedad. La clase baja hoy vive dentro del subte?, explicó ?la Tota?, erigido insólitamente en exégeta de los problemas de marginación que sufre buena parte de la sociedad.

Juan Giovaneli
jgiovaneli@infobae.com