Golpe al corazón debutó el lunes pasado en Telefe con toda la presión sobre sus espaldas, frente al desafío de sobrevivir en una televisión que parece expulsar a las ficciones locales. Sin embargo, por lo menos en los primeros días, tuvo números más que satisfactorios: en su primera emisión tuvo un promedio de 16,1 puntos de rating y, en la segunda, fue lo más visto del día con 15,8.

Inseguridad, violencia de género y Malvinas: “Golpe al corazón”, la ficción que trata los temas de la Argentina
Inseguridad, violencia de género y Malvinas: “Golpe al corazón”, la ficción que trata los temas de la Argentina

La tira, que cuenta la historia de amor de Sebastián Estevanez (46) y Eleonora Wexler (43), no escapa a los temas de actualidad de la Argentina y, entre sus personajes y su dramática trama, se mezclan los temas de inseguridad, violencia de género y la Guerra de Malvinas.

Marcela Ríos (Wexler) tuvo un pasado muy duro: en un intento de abuso, recibió un salvaje golpiza que la dejó ciega. En el primer episodio de la tira vio cómo un hombre apuñalaba a una mujer indefensa, hasta que Rafa Farías (Estevanez), salió en su defensa. Y eso le trajo la la mente los recuerdos más duros.

 

En esta situación, también se meten de lleno en la problemática de la violencia de género: el miedo a denunciar. "Después de que la clínica hiciera la denuncia, la Policía fue al domicilio y no se sabe nada de él (el marido de la víctima, que es el atacante). Es muy difícil porque hay que denunciar pero lo cierto es que te quedas con miedo, te quedas sola", le contó Marcela a Rafa.

"¡No les dan bola a las mujeres que denuncian! No las protegen y las dejan solas", agregó, indignado, Rafa. "El respeto, la tolerancia y los principios empiezan desde antes", aclaró la doctora, concientizando sobre esta problemática: en la Argentina se produce un femicidio cada 35 horas y las muertes de mujeres aumentan año tras año.

 

Miguel Ángel Rodríguez (56) es el doctor Pedro Palacio, que trabaja en el mismo hospital que Rafa y Marcela. Detrás de su carrera profesional también se esconde una dura historia: es ex Combatiente de Malvinas.
Su pasado se conoce en el segundo episodio, cuando Pedro se junta con otro veterano de guerra, Marcos, en el monumento en honor a los ex Combatientes de Vicente López. Juntos, recuerdan a Beto, un amigo suyo que murió en combate. Luego aparecen algunas imágenes de su juventud, de cuando estaban en el Ejército.

 

Claro que no se trata de la primera vez que una ficción hace referencia a estas temáticas: la televisión, como medio de comunicación, se va adaptando a los tiempos que corren y los temas que más preocupan a la población. Como en su momento se emitió la serie Televisión por la identidad sobre la última dictadura militar, o la historia de Entre Caníbales, que gira en torno a la violación del personaje interpretado por Natalia Oreiro.

Sin embargo, en esta oportunidad se trata de una telenovela dramática, que muchos podrían considerar un clásico "culebrón" y, a pesar de que su historia no se basa en ninguno de estos hechos, decide contar su punto de vista y concientizar con sus personajes sobre algunos de los temas importantes de la Argentina. El público se interesa por ellos. O por lo menos así lo demuestra el rating.

 

LEA MÁS: