Cinthia Fernández y Matías Defederico
Cinthia Fernández y Matías Defederico

"Sólo escuchamos que nuestra carrera es la más linda de todas, sólo escuchamos que somos todos millonarios y vivimos la buena vida, sólo escuchamos que es lo más lindo del mundo vivir de lo que nos gusta, que no reclamemos si lo tenemos todo. ¿Pero saben una cosa? No tenemos una mierda". Así comienza el texto que Cinthia Fernández decidió postear en su Instagram en la noche del martes. El contexto: la tragedia del club Chapecoense. El objetivo: dar cuenta de las desventuras que atraviesan a diario los futbolistas, como su marido, Matías Defederico, y también sus esposas y sus hijos.

"Tenemos más horas con compañeros en un cuarto de hotel que en casa, más viajes que vacaciones de placer con nuestra familia, más partidos los domingos que cumpleaños al lado de nuestras hijos, tenemos momentos más malos que buenos", continúa Cinthia, quien escribió el relato en primera personas, poniéndose en la piel de los jugadores. Ella, por lo pronto, enfrenta desde hace unos meses una circunstancia muy delicada para cualquier pareja: Defederico se encuentra al otro lado del mundo, jugando en la India.

El posteo de Cinthia
El posteo de Cinthia

"Tenemos gente que nos desea el mal todo el tiempo. Tenemos boludos que sólo hablan de nuestros sueldos y no de nuestro esfuerzo -agrega la modelo-. Hoy (por ayer, martes) estos muchachos (los jugadores del Chapecoense) fueron tras su sueño y se encontraron con su mayor pesadilla. ¿Cómo le explican esas mujeres a sus hijos que su papá ya no va a volver? Qué horror de solo pensarlo. Hoy este equipo nos golpeó a todos en lo más íntimo de nuestros corazones, hoy somos todos del Chapecoense, hoy somos familiares de aquellos que no encuentran una explicación a esta tragedia. Con estas lagrimas que me caen al escribir, les deseo que descansen en paz, guerreros".