En la intersección de las calles Cadetes Argentinos y Gervasio de Posadas de la localidad de Ituzaingó, en el oeste del conurbano bonaerense, otro robo puso en alerta a los vecinos. Y otra vez los protagonistas de un hecho delictivo son los motochorros, que interceptaron un auto estacionado y aprovecharon para abordarlo.

"¡Bajate!", fue el desesperado grito de una madre para que su hija menor de edad saliera del vehículo (un Citroën C4 de color blanco) y evitase ser secuestrada por delincuentes.

Los motochorros actuaron a cara descubierta y el robo quedó registrado por una cámara de seguridad instalada por los vecinos de la zona, a raíz del creciente número de robos que tuvieron lugar durante los últimos meses.

LEA MÁS