Amor: Trata de que tus celos no entorpezcan el buen momento que atraviesa la pareja. No tienes de qué preocuparte, disfruta del amor.

Riqueza: Ten cuidado con las decisiones precipitadas. Mejor piensa dos veces antes de optar, no te conviene arriesgarte demasiado.

Bienestar:  No esperes que los demás se esmeren como tú lo haces. El que seas perfeccionista no quiere decir que todos deban serlo. Sé considerado.