La suba de las tarifas de luz llevó a reducir el consumo de energía en las familias (iStock)
La suba de las tarifas de luz llevó a reducir el consumo de energía en las familias (iStock)

En el quinto mes del año se intensificó la retracción del uso de energía en el  total nacional a 5% en comparación con igual mes del año anterior. Se trató de una contracción que más que duplicó la tasa de caída observada en los cuatro meses previos.

Semejante receso se localizó en el segmento de las familias y el comercio, habida cuenta que "la demanda de las industrias que le compran su energía eléctrica a Cammesa (Cámara Argentina del Mercado Mayorista de Energía Sociedad Anónima) aumentó 4% en mayo en comparación con igual mes del año anterior; mientras que se estancó en el acumulado de los cinco meses", informó el Cespup (Centro de Estudios de Servicios Públicos y Privados).

Mayo cerró con una caída del consumo global de energía eléctrica del 5%, pese a que en la industria aumentó 4%, en ambos casos en comparación con un año antes

La entidad detectó que las provincias con mayor disminución de la demanda de energía eléctrica en mayo fueron Buenos Aires, Jujuy y San Juan. Por el contrario, superaron el registro de un año antes Misiones, Santa Cruz y Chubut.

La demanda de los primeros cinco meses de 2017 disminuyó un 2% con respecto a igual período del año anterior; mientras que subió un 1% en comparación con similar período de dos años antes. El mayor incremento se ha producido en la provincia de Misiones seguido por la provincia de Neuquén.

Signos de reactivación en la industria

En el caso del consumo industrial Cespup dio cuenta de un repunte de 12% en el sector "metálicos no automotores" que incluye la producción de aluminio y acero; 8% en la industria de derivados del petróleo, que incluye la producción de asfalto, 7% en la rama química, plásticas y otros; y en la elaboración de cemento.

En cambio, contrajeron la demanda de energía eléctrica principalmente la actividad de la extracción de petróleo 13%; y en menor medida, 2%,la industria de la madera y el papel, y también la textil.

En el acumulado de los primeros cinco meses de 2017 el uso de energía eléctrica en el sector  manufacturero en su conjunto acusó un virtual estancamiento.

LEA MÁS: