Una de las imágenes más insólitas de la primera fecha del torneo del Nacional B se vio en el partido que disputaron Estudiantes de San Luis y All Boys. El encuentro se disputó en una cancha que tenía marcada otra más chica en su interior.

Las dobles líneas que se pudieron advertir en el campo de juego se debieron a que en el estadio Juan Gilberto Funes de San Luis se disputa también el Mundial de Fútbol para personas con parálisis cerebral, el cual se juega en una cancha con dimensiones reducidas. El certamen comenzó el 10 y terminará el 24 de septiembre.

Fue así como Estudiantes y All Boys debieron jugar en un terreno que muchas veces se prestó a la confusión por la cantidad de líneas en el suelo. Las áreas y el círculo central fueron los espacios en los que más se notó esa doble marca.

A pesar de lo anecdótico del dibujo de la cancha, el encuentro se jugó y el conjunto local se quedó con la victoria por 2-0 ante "El Albo" con goles de Gastón Ada y Gastón García (en contra).

LEA MÁS: