Israel estrenó sus dos nuevos F-35, los cazas con capacidad furtiva desarrollados por los Estados Unidos y considerados una joya de la tecnología militar, con los que preserva su ventaja aérea en Medio Oriente.

En un video publicado por las Fuerzas de Defensas de Israel (FDI) se pudo ver el primer vuelo en el cielo de ese Estado con pilotos nacionales. En su llegada al país, conducidos por oficiales estadounidenses, fueron recibidos con una ceremonia que hizo notar la importancia de la adquisición.

Las dos naves, conocidas como Adir (cuyo significado es "impresionante" o "poderoso"), realizaron maniobras en simultáneo y volvieron a la base sin inconvenientes. Al menos seis pilotos israelíes habían recibido entrenamiento en Arizona (EEUU) sobre el manejo del sofisticado caza.

(IDF News Desk)
(IDF News Desk)

"Mientras el Medio Oriente se vuelve más y más inestable, y los grupos que amenazan con destruirnos compiten en una carrera armamentista, necesitamos estar un paso adelante en el juego", señaló un comunicado de la FDI.

Israel será el primer país, fuera de los Estados Unidos, en poseer un escuadrón completo de F-35 –en total 50 aviones– con capacidad de evadir el sistema de defensa antimisiles S-300, de fabricación rusa, que fue obtenido por Irán en los últimos meses.

Avigdor Liberman, ministro de Defensa de Israel, calificó a este avión como "el más avanzado del mundo y el mejor para salvaguardar la superioridad aérea de Israel". Las naves fueron desarrolladas por la compañía Lockheed Martin, con un costo total de USD 400 mil millones.