Los estadounidenses pilotaron una lancha Silver Hook de 48 pies de eslora, llamada 77 Lucas Oil y diseñada por ellos, a la que consideran la mejor embarcación “monocasco que existe” (EFE)
Los estadounidenses pilotaron una lancha Silver Hook de 48 pies de eslora, llamada 77 Lucas Oil y diseñada por ellos, a la que consideran la mejor embarcación “monocasco que existe” (EFE)

Los pilotos estadounidenses de lanchas rápidas Nigel Hook y Jay Johnson rompieron el récord mundial de velocidad en el recorrido desde Cayo Hueso (Florida) a La Habana al hacerlo en una hora y 18 minutos, 12 minutos menos que la marca lograda por el alemán Roger Klüh en agosto del 2015.

"El viaje comenzó muy desafiante. Hemos adquirido un nuevo respeto por este tramo de mar, pero en cuanto vimos la línea de costa de la Habana todo se calmó y alcanzamos una buena velocidad: 127 millas por hora", dijo Hook.

"Llegar aquí es fantástico. Los sentimientos, las emociones, no las puedo explicar, es increíble", dijo el piloto. "Creo que va a abrir nuevas oportunidades para los deportes, y aumentará la amistad entre nuestros países", aseguró emocionado Hook.

El primer récord de velocidad en lanchas de motor entre Estados Unidos y Cuba (Miami-La Habana) fue establecido en 1922, cuando el estadounidense Gard Word efectuó la travesía en 9 horas y 23 minutos, en la embarcación Lobo Plateado, de 50 pies de eslora.

El segundo en conseguir una marca entre Miami y La Habana fue el también estadounidense Forrest Johnson al cubrir esa distancia en 6 horas y 23 minutos. El récord anterior estaba en manos del alemán Roger Klüh, quien completó el trayecto el 1 de agosto de 2015 en la 'Apache Star' con tiempo de 1 hora y 30 minutos.

LEA MÁS:

Con información de EFE