OPINIÓN
La estrella pop celebró la inminente llegada de sus mellizos con una fiesta tribal