Jorge Wohlert 162
Jorge Wohlert 162

La reciente visita del presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, a la Argentina y Cuba sigue siendo objeto de análisis en los distintos medios de comunicación de la región. Andrés Oppenheimer, periodista argentino radicado en los EEUU, opinó sobre la gira política.


"El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, encantó a los argentinos bailando tango durante su viaje al país, pero su visita podría ser recordada por marcar un nuevo ciclo de vínculos mucho más cercanos entre los EEUU y los países de America Latina", señaló.


Sobre el contexto regional en el que se produjo la visita del presidente de los EEUU, indicó: "Por designio o por suerte, Obama podría dejar su oficina con una Latinoamérica totalmente diferente a la región populista de izquierda que heredó siete años atrás".


 162
162


Obama y América Latina


La visita de Obama, además de los análisis, también abrió el debate sobre el futuro de las relaciones exteriores de los países más importantes de América Latina. En este punto, cabe señalar que se redefinió el esquema de los vínculos comerciales con Cuba y que, por ejemplo, se encuentran abiertas las negociaciones para que los turistas argentinos que decidan viajar a los EEUU no necesiten una visa.


"La vieja guardia de la izquierda Argentina, que llevó adelante grandes protestas contra Obama, parecía estar totalmente fuera de lugar"

Mientras tanto, la llegada de la cadena Sheraton a la isla gobernada por los Castro y la autorización de los vuelos regulares se instalan como características pintorescas de un proceso histórico. "Existe una creciente especulación en los círculos diplomáticos de que en enero de 2017, cuando Obama deje el cargo, el mapa político de América Latina puede estar dominado por los pro-inversón, por gobierno amistosos con Estados Unidos en Argentina, Brasil, México, Colombia, Perú y otros países", aseguró Oppenheimer.




EEUU, la dictadura Argentina y "la izquierda fuera de lugar"


Con la llegada de Obama, hubo manifestaciones en su contra en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y en Bariloche. Participaron organizaciones kirchneristas como Encuentro, Memoria, Verdad y Justicia. Además de grupos de izquierda como el Partido de los Trabajadores Socialistas, el Partido Obrero y el Movimiento Socialista de los Trabajadores, que intentaron llegar a la embajada pero no pudieron. En ninguna de las movilizaciones hubo incidentes. Al lado del inmenso despliegue gubernamental y el aún más grande operativo de seguridad, las marchas quedaron opacadas.


"Es económica la principal razón para el cambio de la tendencia política actual en Amércia Latina"

"La vieja guardia de la izquierda Argentina, que llevó adelante grandes protestas contra Obama durante la visita que coincidió con el aniversario del golpe militar, parecía estar totalmente fuera de lugar señalando a los Estados Unidos como el principal culpable de ese período oscuro de la historia", explicó Oppenheimer.