Timerman y Ali Akbar Salehi, canciller de Irán Télam 162
Timerman y Ali Akbar Salehi, canciller de Irán Télam 162

La carta firmada por Susana Ruiz Cerutti es contundente: el por entonces canciller Héctor Timerman decidió saltear las instancias de consulta legal del Ministerio de Relaciones Exteriores al momento de negociar y firmar el memorándum de entendimiento con Irán por el atentado a la AMIA.

"Ni la suscripta, ni el entonces Subdirector, ni otro funcionario de la Consejería Legal asesoró o participó en la elaboración o negociación de los términos del Memorándum de Entendimiento con Irán", dice el mensaje firmado por la Consejera Legal de la Cancillería.

El documento interno del Ministerio de Relaciones Exteriores forma parte de los archivos que la nueva canciller, Susana Malcorra, aceptó desclasificar a partir de un pedido de acceso a la información presentado por el diario Clarín.

 DyN 162
DyN 162

Si Timerman firmó el pacto con Irán sin el consejo de los asesores legales de su ministerio, la pregunta es entonces quién lo asesoró. La hipótesis es que ese rol lo ocupó el camporista Juan Martín Mena, ex número dos de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), con participación del líder de Quebracho, Fernando Esteche, y el referente iraní en Argentina Jorge Yusuf Khalil, quienes acercaron al gobierno argentino una primera versión del acuerdo.

Aunque Ruiz Cerutti acompañó a Timerman al Congreso cuando defendió la firma del pacto, en el documento, asegura que Irán nunca ratificó el tratado, algo que el propio canciller reiteró en varias oportunidades que había sucedido. En realidad, el memorándum había sido aprobado por el entonces mandatario Mahmud Ahmadinejad, pero todavía era necesario que fuese aprobado por el Parlamento iraní y luego ratificado por el Consejo de los Guardianes de la Revolución Islámica.

En diciembre del año pasado, la Cámara Nacional de Casación dictaminó la inconstitucionalidad del pacto con Irán. Ya con Mauricio Macri en la Presidencia, el gobierno nacional desistió de apelar la decisión y el memorándum terminó por quedar sin efecto.

LEA MÁS: