AFP 163
AFP 163

"Donde sucede lo increíble" era el antiguo eslogan de la NBA que revivió durante la noche del lunes en el partido que disputaron los Lakers y los Warriors, en una nueva jornada de la liga más espectacular del planeta.


Cuando todos suponían que sería un duelo sencillo para Golden State, que busca alcanzar el récord histórico de victorias de los Chicago Bulls de 72-10 conseguido en la temporada 1995/96, la franquicia de Los Ángeles dio el gran batacazo y se quedó con el triunfo.


A pesar de arrastrar una racha de 55-5, el último campeón cayó derrotado por 112 a 95, en un encuentro en el que Stephen Curry estuvo lejos de su nivel habitual –apenas convirtió un triple–, y esto se vio reflejado en el rendimiento del equipo.


Las mejores jugadas del encuentro entre los Lakers y los Warriors

Por otra parte, Kobe Bryant, estrella de los Lakers, tampoco tuvo una noche brillante y la figura del partido disputado en Los Ángeles fue el hasta anoche desconocido brasileño Marcelinho Huertas.


El base sudamericano controló a Curry en defensa y promedió un buen rendimiento en ataque, completando 10 puntos y 9 asistencias, convirtiéndose en el MVP del partido.