Exclusivepix media 163
Exclusivepix media 163

Mohammed Awaida abrió el South Forest Park en 2007 e invirtió cientos de miles de dólares en el zoológico, pero perdió una importante cantidad de animales durante los ataques israelíes contra el grupo terrorista Hamas que comenzaron un año más tarde.

 Exclusivepix media 163
Exclusivepix media 163

Durante la ofensiva de tres semanas, puesta en marcha en respuesta a los ataques con cohetes contra Israel, Awaida aseguró que no podía llegar hasta el zoológico, por lo cual muchos animales murieron por abandono y hambre.

 163
163

Esta misma historia se repitió durante el verano de 2014, a raíz de la guerra de Gaza conocida como "Operación Borde Protector".

 Exclusivepix media 163
Exclusivepix media 163

Los combates entre Israel y militantes palestinos provocaron la muerte de 80 ejemplares, y sólo 20 de ellos lograron sobrevivir al ser trasladados al zoológico Al-Bisan en Beit Lahia, una ciudad situada en el norte de la Franja de Gaza.

 Exclusivepix media 163
Exclusivepix media 163

Sin un órgano de gobierno en Gaza que supervise los parques zoológicos, ni tampoco algún grupo de defensa de los derechos de los animales, las instalaciones de Khan Younis se encuentran virtualmente sin supervisión.

 Exclusivepix media 163
Exclusivepix media 163

Las tristes imágenes tomadas en 2016 muestran cómo los cadáveres han decaído en los últimos años. Los animales ahora se encuentran allí como adornos o gnomos, secos y completamente sin vida, según publica el periódico Daily Mail.

 Exclusivepix media 163
Exclusivepix media 163

Entre las especies muertas se hallan avestruces, monos, tortugas, ciervos, una llama, un león y un tigre. "La idea de exhibir animales momificados se inició después de la guerra de Gaza, debido a la muerte de una serie de animales como el león, el tigre, los monos y los cocodrilos", aseguró Awaida.

 Exclusivepix media 163
Exclusivepix media 163

Tras el fallecimiento de estos animales, el dueño del lugar comenzó a utilizar sus habilidades rudimentarias de taxidermia de animales muertos. Y el formaldehído y el aserrín fueron las herramientas básicas para llevara adelante el nuevo proyecto que en la actualidad le muestra a sus visitantes.

A continuación pueden observarse más imágenes del zoológico más triste del mundo:

 Alamy Stock 163
Alamy Stock 163

 Alamy Stock 163
Alamy Stock 163

 Alamy Stock 163
Alamy Stock 163

 Alamy Stock 163
Alamy Stock 163

 Alamy Stock 163
Alamy Stock 163