Buscar en Infobae

  • Últimas recomendaciones

Política jueves 03 de marzo 2016

Cómo fue el encuentro entre Luis Moreno Ocampo y Antonio Stiuso

Omar Lavieri

Por: Omar Lavieri olavieri@infobae.com

jueves 03 de marzo 201619:07
Antonio Stiuso y Luis Moreno Ocampo 
Antonio Stiuso y Luis Moreno Ocampo  Crédito:

Eran tiempos difíciles los de 1985 cuando comenzó el histórico juicio a las juntas militares. La Cámara Federal juzgaba a los represores de la dictadura a menos de dos años de haber terminado el período más oscuro de la historia argentina.

El fiscal del caso era Julio César Strassera, quien pronunció en su alegato la frase "Nunca más". Un adjunto era un por entonces muy joven Luis Gabriel Moreno Ocampo. En aquellos días el poder militar estaba virtualmente intacto y el presidente Raúl Alfonsín seguía jaqueado por las botas.

Los fiscales recibían amenazas por teléfono. No había celulares y los llamados se hacían a los teléfonos de línea de los despachos. Preocupados por esa situación, los jueces de la Cámara Federal y los fiscales del juicio pidieron ayuda al Gobierno. El gobierno de entonces encomendó a la Secretaría de Inteligencia que asistiera ante el pedido de colaboración.

Cuentan los memoriosos de Tribunales que se hizo una búsqueda de micrófonos porque se sospechaba que desde el Batallón de Inteligencia 601 se quería tener información calificada e ilegal, por supuesto, sobre la estrategia de quienes acusaban a represores como Jorge Videla y Eduardo Massera, cuando aún conservaban poder.

Esa búsqueda de micrófonos estuvo a cargo de la Dirección de Contrainteligencia de la SIDE. El jefe de esa área era Marcelo Art (o Arlt) . A él se refirió el superagente retirado Antonio Stiuso cuando interrumpió a Moreno Ocampo ayer por la noche en el programa Intratables.

Es que Stiuso, en su calidad de agente y técnico, estuvo entre los espías que acompañaron a Art (o Arlt) a las reuniones con la gente de la fiscalía. Es decir que Stiuso y Luis Moreno Ocampo se vieron las caras hace unos 30 años en reuniones con otra gente en la que los de Tribunales le pidieron ayuda a los espías.

Comentá