AP 163
AP 163

Aroldis Chapman fue suspendido por 30 partidos sin goce de sueldo por el comisionado de la MLB (Las Grandes Ligas de Béisbol), Rob Manfred, según una nueva política de la federación, que tiene la potestad de castigar los casos de violencia de género.

El lanzador cubano está siendo investigado por un presunto incidente en octubre de 2015 en el que lanzó ocho disparos con su arma dentro de su casa y luego empujó y ahorcó a su novia. "No lastimé de ninguna manera a mi novia esa noche", explicó a través de un comunicado el jugador de 28 años, quien sí reconoció haber utilizado el revolver.

En enero de este año, el Departamento de Policía de la ciudad de Davie, Florida, y la Oficina de Abogados del Estado llegaron a la conclusión de que las pruebas no eran suficientes como para continuar con una causa judicial y calificaron los cargos como "no justificados", por lo que se lo absolvió de toda responsabilidad por lo sucedido.

Sin embargo, el reglamento de la MLB no especifica si es necesario que la Justicia deba emitir un fallo para realizar o no la suspensión: "El comisionado tendrá la autoridad para disciplinar a un jugador que comete un acto de violencia doméstica, asalto sexual o abuso de niños por causa justificada. No hay penalización mínima o máxima establecido en la política, sino más bien el comisionado puede emitir el castigo que cree que es apropiado, a la luz de la gravedad de la conducta".

LEA MÁS:

De esta manera, Chapman, quien no apelará la sanción, perderá 1,7 millones de dólares en salario y recién podrá debutar con los Yankees de Nueva York el 9 de mayo.