Buscar en Infobae

  • Últimas recomendaciones

Finanzas y Negocios miércoles 24 de febrero 2016

El fin del default demandará un desembolso de USD 15.000 millones

El Gobierno anticipó que emitirá títulos públicos para financiar el pago. Los acreedores más duros anunciaron ante la Justicia de EEUU que llegaron a un acuerdo de USD 5.000 millones con la Argentina

miércoles 24 de febrero 201615:39
El ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay volvió a dar muestras de avances hacia la disciplina fiscal
El ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay volvió a dar muestras de avances hacia la disciplina fiscal Crédito: Adrián Escandar

Con el acuerdo alcanzado con los fondos NML y Aurelius la Argentina despeja el mayor escollo para cumplir con los pagos de la deuda en default desde 2001 y que habían quedado fuera de los canjes de 2005 y 2010.

Esas deudas pendientes ascienden en la actualidad a unos 20.000 millones de dólares. Inicialmente sumaron unos USD 6.500, que luego de 14 años con intereses corridos y costas judiciales se multiplicaron por tres.

Unos USD 9.000 millones corresponden principalmente al fallo denominado "pari passu" dispuesto por el juez neoyorquino Thomas Griesa. Otros USD 2.500 millones corresponden a bonistas italianos que negociaron a través de Nicola Stock y otros USD 8.500 millones se desprenden de fallos dispuestos en Europa y los EEUU, o bien de tenedores que en su momento no litigaron y que ahora se suman como "me too" a la oferta argentina de pago en efectivo.

El ministro de Hacienda y Finanzas Alfonso Prat-Gay calculaba un ahorro general de 25% del valor actual de la deuda, por cuanto el Gobierno deberá disponer de USD 15.000 millones en efectivo que, según se anticipó, serán cubiertos por una nueva emisión de títulos públicos, debido a que ese monto representa hoy más de la mitad de las reservas internacionales del Banco Central, inferiores a 29.000 millones de dólares.

Prat-Gay confió el lunes que Argentina tiene además la posibilidad de un ahorro de otros USD 3.000 millones por el desembolso "cash", pues si la oferta a los holdouts hubiese integrado títulos públicos el monto aumentaría.

Los principales fondos litigantes en Nueva York, NML y Aurelius, anunciaron un acuerdo por USD 5.000 millones para resolver un conflicto que mantenía al país marginado de los mercados globales de capitales.

Además, según los datos oficiales aportados por el mediador Daniel Pollack y por el Gobierno, hasta el momento se alcanzaron acuerdos por otros USD 3.500 millones con distintos fondos, entre los que se encuentran fondos especulativos como EM, de Kenneth Dart, Montreaux y Capital Venture International. Esa oferta representó un descuento de entre un 27,5 y un 30 por ciento para los acreedores.

Apertura de mercado y nueva deuda

Los analistas de mercado ponderaron el cambio positivo que significará normalizar la deuda soberana, por las posibilidades de acceder a financiamiento externo a tasas de interés más ventajosas. A la vez advierten por el enorme volumen de bonos que deberán emitirse para cumplir con los acuerdos que pondrán un cierre definitivo al default más grande de la historia, en 2001.

"El acuerdo es la condición necesaria para que la economía empiece a recuperarse", explicó Maximiliano Castillo, director de la consultora ACM, en Buenos Aires.

Leonardo Chialva, de Dephos Investment, apuntó que "si se emite un bono a 10 años, el bono podría colocarse a un interés de 7,75 por ciento. Esto equivale a tener un costo adicional de 25 puntos de tasa por el tamaño de la emisión".

En tanto, Miguel Arrigoni proyectó la posibilidad de que Argentina encuentre un "mercado duro" al salir a colocar semejante cantidad de deuda.

El analista técnico Jorge Fedio, de Clave Bursátil, comentó: "Hoy visita al país el presidente de Francia Francois Hollande; dentro de un mes, el presidente de EEUU Barack Obama hará el histórico viaje a Cuba-Buenos Aires, cuando por años nos esquivaban y apartaban de todo itinerario. Algo nuevo está sucediendo, y eso nuevo la Bolsa lo descuenta".

"Para el mundo no existíamos, ahora con la acertada política externa de Mauricio Macri se abre al mundo y la canciller Susana Malcorra lo sabe hacer. El mundo comienza a interesarse por nosotros, nos tienen en cuenta y nos visitan. ¿Cómo no va a subir la Bolsa?", confió Fedio.

Comentá