NA 162
NA 162

El creciente problema del narcotráfico en la Argentina obligó al gobierno nacional a tomar medidas urgentes para combatirlo. Es por esto que el ministro de Justicia, Germán Garavano, enviará la próxima semana una paquete de leyes en materia penal que pretende, entre varias cosas, crear juzgados que se especialicen en materia penal.


En diálogo con Vorterix Rock, el ministro explicó los alcances de la medida y dio un breve panorama de como encontraron la justicia federal tras el fin del ciclo kirchnerista. "Lo que verificamos al interior del país es una situación de extrema debilidad de la justicia federal. Los juzgados a lo largo del país son pocos. Tienen lo que se llaman competencias múltiples. Atienden casos civiles, contenciosos administrativos, tributarios, de seguridad social, laborales y penales. Tienen varias secretarías de trabajo", explicó.


A partir de esto- prosiguió el funcionario- "no se pueden enfocar razonablemente en la situación penal, que a partir del crecimiento del narcotráfico de los últimos años ha tomado una relevancia inusitada y son estos juzgados federales los que deberían liderar la persecución penal contra estas organizaciones".


La idea entonces del Ministerio -añadió- es fortalecer estos juzgados federales con la creación de secretarias contra el narcotráfico. "En línea con eso impulsaríamos el proyecto de ley que desdoble estos juzgados y permita que se especialice un juez en materia penal exclusivamente para ser una herramienta de persecución contra el narcotráfico", agregó.


Mientras se aprueba la medida, pretenden que a partir de la unificación de dos fueros en la Ciudad de Buenos Aires, un grupo de jueces que ya están designados pueda formar un equipo de trabajo en el plan piloto y así puedan colaborar en la persecución penal de este fenómeno.


La batería de medidas, denominada "Justicia 2020", prevé entre varias cosas, ponerle un plazo de cuatro años al cargo de procurador, que actualmente tiene Alejandra Gils o la mayoría de los juicios orales los haga un solo magistrado y no un tribunal. Y más a largo plazo, en materia administrativa, Garavano quiere el fin de la feria de enero y la extensión del horario de atención. "No es algo urgente. La idea es implementarlo para principios de 2018", explicó.